Policiales Martes, 18 de junio de 2019 | Edición impresa

Un policía detenido acusado de abuso sexual

La victima tiene 16 años y el hecho fue denunciado en San Luis, hasta que llegó a la Justicia.

Por Gonzalo Villatoro - gvillatoro@losandes.com.ar

Un policía que cumple funciones en General Alvear fue detenido en una causa que está calificada como corrupciones de menores agravado y abuso sexual con acceso carnal agravado por la convivencia.

 

El agente de 32 años que cumplía funciones en Cuerpo Especiales en el departamento sureño permanece alojado en un calabozo en el destacamento de Real del Padre (distrito de San Rafael ubicado a 20 kilómetros de Alvear) porque la comisaría 14 está en un proceso de remodelación.

16 años 

La víctima de 16 años es la hija de la mujer con la que convivía, también una policía.

La denuncia contra el policía terminó por formalizarse el viernes luego de un proceso que inició el año pasado.

 

Alrededor de octubre de 2018 la adolescente comentó que la pareja de su madre abusaba de ella, sin embargo no encontró mucho eco.

Luego de esa denuncia la menor partió a San Luis y continuó su vida con el padre biológico, sin embargo la situación no quedó ahí, sino que cuando el hombre tuvo el convencimiento sobre lo que su hija le relataba, la acompañó a una dependencia policial en la provincia puntana y allí, ante las autoridades,  formalizaron la denuncia.

 

En marzo de este año el expediente llegó a General Alvear y comenzó una investigación que tuvo su punto culmine este viernes pasado cuando los peritos del Poder Judicial, con asiento en la ciudad,  la entrevistaron en lo que se conoce como cámara Gessell.

Después de brindar esa declaración la justicia ordenó la detención del policía y el sábado a primera hora allanaron la casa donde residía.

 

Secuestro

En el operativo secuestraron teléfonos celulares y también un dispositivo de almacenamiento. 

Entre los distintos aspectos de la investigación, uno de los detalles que buscan es si el efectivo de Cuerpos Especiales tenía guardado material pornográfico.

La víctima de abuso regresó a San Luis donde seguirá viviendo con el padre, en tanto el policía continúa detenido a la espera de la resolución judicial.