Política Viernes, 13 de septiembre de 2019

Tucumán: escándalo por un asado para 5 mil personas que incluyó el uso del avión sanitario

Legisladores opositores de esa provincia presentaron denuncias por el supuesto mal uso de bienes públicos provinciales.

Por Télam

Legisladores nacionales de Cambiemos por Tucumán denunciaron hoy que el gobernador Juan Manzur "usa el dinero y los bienes de los tucumanos como si fueran propios" y afirmaron que la reciente visita del candidato a presidente del Frente de Todos Alberto Fernández le costó a la provincia "20 millones de pesos".

También causaron indignación las imágenes que se viralizaron en las redes sociales del asado realizado en la sede local del gremio de Sanidad (ATSA), organizado por Manzur para agasajar al compañero de fórmula de Cristina Kirchner, al que asistieron más de 5.000 comensales, entre dirigentes, sindicalistas y militantes. Desde el PJ señalaron que para ese almuerzo se utilizaron 2000 kilos de carne de vaca (vacío) y 1000 kilos de embutidos y aproximadamente 10.000 empanadas, además de bebidas, ensaladas y una importante cantidad de queso y dulce de batata para el postre.

La senadora nacional Silvia Elías de Pérez advirtió que en su provincia "no cambian más: Manzur pone a disposición de la campaña política presidencial de Alberto Fernández los bienes de los tucumanos".

 

Además, en su cuenta de Twitter, destacó que "20 millones de pesos nos salió la fiesta".

Silvia Elías de Pérez

La ex candidata a gobernadora de Tucumán en los comicios de junio, en los que se impuso la lista del Justicialismo encabezada por Manzur, señaló que "encima tuvimos que pagarles el taxi (aéreo) a Verónica Magario y Fernándo Espinoza", candidatos a vicegobernadora bonaerense y diputado nacional.

 

La intendenta de La Matanza y postulante a la vicegobernación utilizó el avión oficial de la provincia, al igual que el diputado nacional, para acompañar al candidato presidencial del Frente de Todos en la reunión organizada por Manzur, en la que participaron dirigentes políticos, gremialistas y empresarios, de acuerdo a lo denunciado por los opositores.

La imagen de Magario y Espinoza a punto de abordar el avión para regresar a Buenos Aires, generó revuelo en la oposición y en las redes sociales, donde fue cuestionado también el asado para 5.000 comensales que organizó el oficialismo en el predio de ATSA para homenajear a Fernández, a Sergio Massa, y a los cegetistas Héctor Daer y Carlos Acuña, entre otras figuras del peronismo.

 
Magario y Espinoza subiendo al avión

"Además del opulento agasajo que se le ofreció al candidato del Frente de Todos, en donde se consumieron más de mil kilos de carne, Magario y Espinoza usaron el avión sanitario como taxi, algo que nos costó 24.000 dólares a los tucumanos", afirmó Elías de Pérez.

En ese sentido, expresó que "el populismo tiene su foto más representativa en Tucumán en esta semana" y manifestó que mientras en Buenos Aires se debatía la emergencia alimentaria "en nuestra provincia se hacía un obsceno asado político".

 

El diputado nacional José Cano (Cambiemos) se sumó a los dirigentes de la oposición que cuestionaron el acto oficialista, al que definió como "impúdico".

"Si están tan preocupados por el hambre, quizás deberían reasignar partidas y prioridades para que a ningún tucumano le falte un plato de comida en su mesa", agregó Cano en declaraciones a la prensa.

 

Según Cano, quien votó a favor de la declaración de la emergencia alimentaria en la Cámara de Diputados de la Nación, "es evidente que lo que buscan es un golpe político porque con actitudes como esta demuestran que no tienen ninguna vocación de resolver los problemas de la gente".