Economía Política Miércoles, 3 de abril de 2019 | Edición impresa

Tras la polémica, Abed y la Coviar se reunirán

La entidad vitivinícola le pidió una audiencia al juninense precandidato a vicegobernador. Hoy se decide la fecha.

Por Daniel Peralta - dperalta@losandes.com.ar

Los fuegos artificiales entre el intendente de Junín y precandidato a la vicegobernación Mario Abed y la Coviar tendrán un espacio de diálogo. Horas después de que el juninense saliera a decir que la coviar “ha sido una experiencia fallida”, llegó a la Municipalidad el pedido de la Corporación Vitivinícola Argentina de una audiencia con Abed.

El encuentro no tiene fecha. Fuentes cercanas al intendente dicen que hoy se acordaría la cita para limar asperezas.

 

En diciembre Abed cumplirá 16 años al frente de la comuna. Es conocedor de la realidad local y en general el Este es uno de los más golpeados por la crisis vitivinícola. Hay datos que indican que la superficie media de las parcelas se ha duplicado, lo que implica que las propiedades chicas están quedando en manos de otros productores más grandes, mientras que las estrellas de la producción son Agrelo (Luján) y el Valle de Uco.

Tal vez por eso Abed habla, cuando falta un año para que se cumpla el plazo de cierre del plan estratégico vitivinícola. La semana pasada el intendente decía en una radio del Este que “no es posible continuar con este modelo de transferencia de parte de los productores a la Coviar, donde recibió unos $ 96 millones del sector, además de lo que aportaron los estados provinciales y el nacional”. Esa sola frase ha desatado un vendaval político y el cruce de versiones entre la Coviar y Abed.

Dos días después la Coviar le respondía en una solicitada: “Coviar rechaza de plano dichas opiniones por considerarlas infundadas, carentes de profundidad, subjetivas y sin ánimo de contribuir al desarrollo de la cadena vitivinícola. Más bien creemos que estas declaraciones poco aportan al dialogo y tienen el solo objeto de buscar culpables en una situación compleja como la que atraviesa la cadena vitivinícola, sin pretender solucionar los problemas y desafíos reales”.

 

La preocupación de Coviar no es menor. Es que Mendoza es el principal productor y también el principal exportador de vinos de Argentina. Como se dijo, el Plan Estratégico 2020 termina el año que viene y hay que ver cómo se sigue hacia adelante. A la mesa de ese plan están el gobierno nacional, los de Catamarca, La Rioja, Mendoza, Neuquén, Río Negro, Salta y San Juan, y 13 cámaras empresarias.

Es más, una de las entidades que participó originalmente del plan, el Centro de Viñateros y Bodegueros del Este, también emitió su comunicado fustigando la solicitada de la Coviar y avalando las palabras de Abed: “En ningún párrafo se menciona autocrítica alguna y se ignora convenientemente la generalizada disconformidad de sus contribuyentes (productores e industriales) que a la luz de los magros resultados obtenidos no encuentran motivos para seguir financiando el plan estratégico y menos aún pensar en un plan más allá del 2020”.

Por esto, hasta el compañero de fórmula de Abez, Rodolfo Suárez salió a calmar los ánimos: “Un tema como la vitivinicultura, tan importante para la provincia de Mendoza, merece el diálogo entre todos. Entre los representantes de los productores, de los bodegueros, del Gobierno tenemos que sentarnos en una mesa para dialogar”.

El pedido de diálogo cursado desde Coviar ingresó por mesa de entradas de la Municipalidad de Junín. Ahora resta fijar fecha y hora para que las partes se sienten a la mesa a discutir los resultados del plan estratégico 2020 y qué hacer hacia adelante.

 

El que hizo pública la reunión fue Julio Cobos (referente político de Abed): “Celebro el encuentro que pronto tendrá el precandidato a vicegobernador Mario Abed con el presidente de la Coviar, Ángel Leotta. Estoy al tanto de que se reunirán para intercambiar opiniones, esto es importante porque el desarrollo del sector vitivinícola es responsabilidad y tarea de todos”, dijo el senador nacional en un comunicado.