Sociedad Vecinos Sábado, 16 de febrero de 2019 | Edición impresa

Solidaridad convertida en seguridad en Godoy Cruz

Los vecinos del barrio San Ignacio de Godoy Cruz fueron protagonistas de un caso ejemplar de uso de alarma comunitaria.

Por Ignacio de la Rosa - idelarosa@losandes.com.ar

El barrio San Ignacio (noroeste de Godoy Cruz) fue  el escenario el lunes pasado,  que permitió demostrar una vez más la vigencia de la tantas veces repetida frase: “la unión hace la fuerza”.

Dos ladrones fueron detenidos por la Policía luego de una persecución y minutos después de que fueran encontrados in fraganti robando en el interior de una vivienda cuyos dueños se encontraban de vacaciones. Antes del operativo de detención hubo dos grandes protagonistas; los vecinos y el Sistema de Alerta Comunitaria (SAC) municipal. Fueron quienes viven en la misma cuadra del ausente dueño quienes activaron la alarma  y llamaron al 911.

“Fue todo cuestión de minutos. Yo había pasado y había visto a un hombre que estaba hablando por teléfono ahí. Me quedé mirándolo y él me miró también a mí. Me di cuenta de que no era de acá y tuve un presentimiento”, destacó una de las vecinas del barrio, quien –por temor– pidió no dar su nombre y apellido.  "Ya hemos tenido varios episodios de inseguridad . A mí y a mi esposo se nos metieron en casa”, continuó.

 

Otro vecino del lugar fue quien, al ver que la pareja de sospechosos subía a una medianera, avisó a los otros vecinos con el SAC y llamó al 911. En ese momento comenzaron con el procedimiento que fija la alarma comunitaria.  

“Las dos personas habían estado aprehendidas ese mismo día, más temprano, en la comisaría por encontrarse en actitud sospechosa. Se averiguaron sus antecedentes y como no tenían,  quedaron en libertad. Unos 20 minutos después llegó la novedad al CEO de que los habían visto dentro de una casa”, indicó el oficial subayudante de la comisaría 50, Mauro Giménez.

Cuando los uniformados llegaron al lugar, vieron a los dos hombres en el interior de la casa. Y aunque estos intentaron huir por los techos, fueron detenidos cerca del Hipódromo tras un procedimiento del que participó hasta el helicóptero policial. Llevaban consigo algunas joyas y otras pertenencias sustraídas de la casa donde los encontraron. 

Patricio Caneo / Los Andes

Participativo

Junto con el llamado al 911, también se activó el sistema de alerta comunitaria. Es que el primer vecino que se percató de la presencia de intrusos en la casa ultrajada, también envió la alerta en el sistema. Esta fue recibida por los otros vecinos y por el centro de monitoreo de la comuna. “La app funciona como si fuese un botón de pánico y, al activarlo, se da un triple aviso de alerta: a la central, que dispara la sirena; al centro de monitoreo, desde donde se comunicaron con el primer emisor de la alerta, y a todos los vecinos".  

“Un vecino de la calle Blanco Encalada me llamó y me dijo que cerrara la puerta, que los dos hombres estaban intentando subir”, siguió la misma vecina consultada.

“Se apuesta a la participación y solidaridad del vecino. Cuando llega la alerta, además de llamar al 911, los vecinos se asoman por las ventanas, encienden luces y hasta salen a la calle. Los tres pilares fundamentales están trabajando en conjunto con este sistema: vecinos, Policía y municipio”, resaltó el jefe de Seguridad Ciudadana de Godoy Cruz, Daniel Patiño.

 

“Todos los vecinos tenemos la aplicación en el celular, y tiene tres funciones: “alerta”, “emergencia” y “en camino”. Apreté el botón de emergencia por unos segundos y allí comenzó a sonar la alarma”, resumió otra vecina consultada por Los Andes.  

Dispuestas de forma estratégica, en las distintas manzanas de la zona se encuentran instaladas las alarmas propiamente dichas. Las mismas que, al recibir las alertas, se activan y comienzan a sonar. En la jurisdicción de la comisaría 50, por ejemplo, hay 15 centrales instaladas.  

“Todo funcionó como estaba previsto. En menos de cinco minutos llegó la Policía y atraparon a los ladrones. Apenas activamos el botón nos resguardamos en las casas y luego salimos a la vereda todos juntos”, resumió una de las mujeres que vive en el San Ignacio, quien indicó que eran más de 20 vecinos los que se juntaron en el lugar.

 

“Encontré una muy buena predisposición de los vecinos. ¡Salieron todos a la calle! Me alegró ver que funcionó todo, la rapidez con que llegó la Policía. Nunca habíamos tenido tanta colaboración y trabajo en equipo. Estoy muy conforme”, sintetizó Zulema, también vecina del lugar.

“Hemos tenido varias activaciones ya en el lugar, pero es la primera vez que termina con detenidos. En todo el departamento, hay entre cinco y seis activaciones por semana. Pero la mayoría de las veces son por prevención –ruidos,  personas sospechosas– aunque no deriva en detenciones ni problemas mayore-”, destacó Patiño, quien sostuvo que también tiene un uso para emergencias médicas.

Patricio Caneo / Los Andes

Propuesta de la comunidad

El Sistema de Alerta Comunitaria de Godoy Cruz tuvo su arranque en 2016 y fue propuesta por los propios godoicruceños en un concurso de ideas, para sumar al sistema vigente hasta ese momento.

La premisa fue escuchar al vecino, dándoles participación y un rol importante en el diseño de políticas para que así sientan pertenencia. En Godoy Cruz ya se han instalado más de 100 centrales que están operativas, y cada una nuclea a entre 15 y 20 domicilios. Las cuadras y las casas donde están funcionando tienen carteles indicadores.