Opinión Espectáculos Martes, 14 de mayo de 2019 | Edición impresa

Slash, un sueño cumplido para los amantes del rock clásico - Por Martín Castillo

Cerca de 4.000 personas asistieron a la misa de un astro de la historia del rock. El show dejó excelentes impresiones.

Por Martín Castillo - mcastillo@losandes.com.ar

Una fría noche de domingo no pudo detener la explosión de sonidos que sería el Arena Maipú Stadium. La tan esperada presentación de Slash en Mendoza tendría como protagonistas no solo a él y a los músicos que lo acompañan, sino también a los espectadores, que harían vibrar el suelo delestadio: vibrar literalmente. Entre el nuevo disco y algunos temas consagrados, el histórico show del astro del rock dejó marcada la memoria de losfanáticos del género.

Entre camperas de cuero y jean gastados, alrededor de cuatro mil personas no se perdieron a uno de los próceres del rock más clásico. Con un setlist de más de 20 canciones, dos horas alcanzaron para poner el alma en el cielo y repasar las nuevas canciones y las consagradas también (un regalo marca Guns N’ Roses que muchos agradecieron).  

“The Call of the Wild” marcó tanto el principio del último disco, “Living the Dream”, como el inicio del show, seguido de canciones de discos anteriores, como “Halo”, “Back from Cali”, “Apocalyptic Love” y “Lost Inside the Girl”, entre otros. Por supuesto, hubo un momento donde la banda dejó total espacio para que la estrella brillara sola: durante más de diez minutos, Slash demostró por qué es un sobreviviente de la vieja escuela al regalar un poderoso solo que agitó (y con razón) miles de aplausos.

Avanzada la noche, “Mind your manners” y “Driving Rain”, dos aclamadas canciones de su último álbum,  dejaron lista la escena para uno de los momentos más esperados de la noche. “Nightrain”, del álbum “Appetite for Destruction”, fue el único tema de los Guns N’ Roses que Slash y compañía interpretaron. Esa decisión pudo no gustar a algunos, pero navegar en una lista armada con la mente y el corazón del astro ya nos deja satisfechos.

“Avalon” y “Anastasia” fueron el broche final, con Myles Kennedy & The Conspirators. La primera parada de la banda en nuestro país dejó excelentes impresiones, empezando así una gira que complacerá a ese público que mantiene viva la esencia y el legado de uno de los pilares de la historia del rock.