Economía Miércoles, 15 de mayo de 2019 | Edición impresa

Creció la recaudación por regalías pese a la caída de la producción

La fuerte suba del dólar explica la mejoría en el primer trimestre del año. Creen que la extracción de crudo empezará a subir en 2020.

Por Mariano Zalazar - mzalazar@losandes.com.ar

Pese a la persistente caída en los niveles de producción, en el primer trimestre del año creció 3% la recaudación de Mendoza por regalías hidrocarburíferas. La mejora se asocia a la suba del tipo de cambio y a la estabilidad del precio internacional del barril de crudo, dos variables que en años pasados produjeron fuertes caídas en los ingresos de la provincia.

Según estadísticas publicadas por el Ministerio de Hacienda de Mendoza, en los primeros tres meses de 2019 se recaudaron $ 1.626 millones por regalías de petróleo y gas, mientras que en igual período de 2018 se percibió un total de $ 1.022 millones por ese mismo concepto. En términos nominales (sin tener en cuenta la inflación), se observa un aumento de la recaudación del 59%, pero si toma en consideración la pérdida del poder adquisitivo del peso, se observa un incremento real del 3%. Para llegar a ese resultado, se tuvo en cuenta la variación del Índice de Precios al Consumidor (IPC) medido por la Dirección de Estadísticas e Investigaciones Económicas (DEIE). 

 

Qué dicen los números

En un escenario ideal, las regalías de petróleo y gas deberían crecer por el aumento de la producción, pero en este caso la mejora está muy lejos de tener un origen tan alentador. De acuerdo a los resultados difundidos por el Ministerio de Energía de la Nación, en el primer trimestre del año se contrajo 6,7% el volumen de crudo extraído en territorio mendocino. Puntualmente, los primeros tres meses de 2018 las empresas que operan en Mendoza consiguieron 1.077.420 m3 de crudo, mientras que igual período de este año declararon 1.005.053 m3, es decir 72.367 m3 menos.

 

Peor aun fue el resultado de la producción de gas. Entre enero y marzo de 2018 se consiguieron 444,5 millones de m3 de gas dentro de Mendoza y un año más tarde, en el primer trimestre de 2019, la extracción de ese hidrocarburo bajó a 372,6 millones de m3. Por lo tanto, hubo una retracción del 16%.

De todas formas, la participación del gas dentro de los montos que pagan las empresas por regalías es mínimo. Sin duda alguna, lo que ocurre con el petróleo es mucho más significativo para Mendoza. En este caso, es importante analizar lo ocurrido en los últimos doce meses con dos de las principales variables que afectan esa actividad: el tipo de cambio y el valor internacional del barril de crudo.

Repasando, la ley indica que las compañías petroleras deben pagar en concepto de regalías el 12% de lo que extraen, tomando como referencia el valor del crudo boca de pozo, que a su vez depende del precio en dólares del barril de crudo Brent .Claramente no es lo mismo cobrar regalías por un barril de crudo que cuesta U$S 50, que hacerlo con un barril a U$S 60. Tampoco es lo mismo percibir $ 20 por dólar, que $ 40.

Los datos oficiales de mercado indican que en los primeros tres meses del año pasado el barril de crudo Brent osciló entre los U$S 61,76 y los U$S 71,26. En el mismo período de 2019, el precio mínimo fue de U$S 52,41 y el máximo de U$S 69,53. Sin embargo, el valor promedio de los tres meses fue prácticamente el mismo en ambos años.

Eso quiere decir que la mayor recaudación de regalías de Mendoza se debe casi exclusivamente al aumento del dólar. Según los datos históricos del Banco Nación, en marzo del año pasado el dólar cotizaba a $ 20,40 y en marzo de 2019 se vendía a $ 44,30 (aumento del 117%). Por lo tanto, por cada dólar que las petroleras pagaron este año, el Gobierno de Mendoza cobró más del doble de pesos que en 2018.

 

Eso permitió que la baja de producción pasara desapercibida desde el punto de vista tributario. 

Preocupa la actividad

La caída registrada en los niveles de producción en el primer trimestre del año no es casual ni aislada. Por el contrario, confirma una larga tendencia a la baja. De hecho, el volumen de crudo extraído en Mendoza durante el primer trimestre del 2019 es el más bajo desde 2008.

Santiago Fernández Herrero, director de Hidrocarburos de Mendoza, reconoció que el resultado es preocupante, pero se mostró optimista respecto al futuro de la actividad. “El 2019 será un año difícil, en el que solo veremos mejoras parciales, pero a partir de 2020 podemos esperar una recuperación en el volumen de extracción de crudo, gracias a las inversiones de empresas como El Trébol, Pluspetrol e YPF”, comentó.

Se mostró más cauto el economista Pablo Salvador, quien advirtió que el escenario económico actual no es el ideal para el desarrollo del sector petrolero. “Si bien en la actualidad el barril de crudo tiene un valor más competitivo, al sector le falta inversión. Con las condiciones macroeconómicas a nivel nacional y la incertidumbre política, es difícil que la situación se revierte durante este año. Incluso podría ser difícil ver una recuperación después de las elecciones”, opinó.

 

“Una buena política para revertir la caída es continuar desarrollando acciones como el bono fiscal, que va direccionado a sectores estratégicos, incentivando a las empresas para que apunten los cañones a este sector, donde tenemos mucho para explotar todavía”, agregó el economista.

Alícuota base y cargos que varían según la concesión

Santiago Fernández Herrero, director de Hidrocarburos de Mendoza, explicó que el 12% de pago por regalías establecido por ley es un valor base, al que se le deben sumar otros montos que varían según el caso. “La regalía pura es del 12%, tomando como referencia el precio que tiene el crudo al momento de la primer transferencia (entre el productor petrolero y la empresa compradora). Sin embargo, hay porcentajes adicionales que varían según la zona y el hidrocarburo extraído, que generalmente van del 3% al 7% extra”, comentó.

“En lo que respecta al precio, es importante aclarar que el valor que se le paga al productor depende del barril de crudo Brent. No es toma el valor directamente, pero sí se usa como referencia para determinar los valores del mercado local”, explicó.