Mundo Miércoles, 8 de agosto de 2018

Retirarán la estatua de Néstor Kirchner de la Unasur por ser un “símbolo de corrupción”

Así lo decidió la La Asamblea Nacional de Ecuador. En su lugar quieren que haya una escultura que represente la identidad cultural del país.

Por Redacción LA

Después del escándalo de los “cuadernos K” que ha alcanzado relevancia internacional, la Asamblea Nacional de Ecuador aprobó retirar la estatua de Néstor Kirchner de la sede de la Unasur por considerarla “símbolo de la corrupción”.

El pedido empezó a circular por las redes sociales hace una semana cuando el exalcade de Quito sugirió en su cuenta de Twitter sacar la escultura.

"Con el escándalo argentino de los cuadernos q demuestran el grado abominable de corrupción de los Kirchner, no sería bueno que demos al Municipio y al Gobierno un plazo para que retiren el monumento de Néstor Kirchner o vamos los quiteños y lo tumbamos. Qué opinan?", escribió Roque Sevilla.

 

Ayer, por pedido del legislador de CREO Byron Suquilanda, se trató el tema en la Asamblea. "Es conocida por todos ustedes la secuela de actos de corrupción en el gobierno de Argentina", justificó su iniciativa el dirigente.

"Y es conocido por todos ustedes que el cometido para el cual fue creada la Unasur no se está cumpliendo. Por eso me quiero sumar a la iniciativa del Presidente de la República cuando dice que ese edificio debe ser destinado a la Universidad Indígena del Ecuador; y habida cuenta que va a funcionar dicha universidad, no tiene nada que hacer en el frente del edificio el monumento del expresidente argentino, que no es justamente un buen ejemplo para los ecuatorianos", agregó.

 

La votación logró 72 votos a favor, 30 en contra y 9 abstenciones. La estatua será retirada en los próximos días y piden que en lugar se ubique una figura que represente la identidad cultural del país.

La estatua

La obra de arte fue donada por el Gobierno nacional argentino durante la última presidencia de Cristina Fernández al Estado ecuatoriano para ubicarla en la sede de la Unión de Naciones Suramericanas. Néstor fue el primer secretario general del organismo.

 

La estatua de bronce costó $977.800, tiene más de dos metros de alto y fue encargada por la Cancillería a Miguel Gerónimo Villalba.