Sociedad Miércoles, 22 de enero de 2020

Rescataron a un mendocino con edema cerebral y tres andinistas extranjeros en el Aconcagua

El residente en Uspallata fue asistido y se recupera satisfactoriamente. Un francés, una eslovaca y una norteamericana, también auxiliados.

Por Redacción LA

Guardaparques de la Dirección de Recursos Naturales Renovables, perteneciente a la Secretaría de Ambiente y Ordenamiento Territorial, rescataron a cuatro andinistas desde los campamentos Nido de Cóndores y Plaza de Mulas en el parque Aconcagua. Uno de los evacuados es un mendocino que sufrió un edema cerebral.

Los trabajos se realizaron en conjunto con la Patrulla de Rescate, los Servicios Médico y de Helicóptero y el Ministerio de Salud, Desarrollo y Deportes, a través del Servicio de Emergencias Coordinado y el Hospital de Uspallata.

 

El andinista mendocino, identificado como Mario Aguilar, es oriundo de Uspallata y tiene 43 años. Fue evacuado de Nido de Cóndores (a 5.380 msnm) acompañado por el médico de montaña a cargo del consultorio, y luego derivado en la ambulancia del SEC hasta el Hospital de Uspallata, donde se recupera con evolución satisfactoria.

Los demás andinistas, quienes se encuentran fuera de peligro, fueron diagnosticados, en el caso del francés Jean-Jacques Mantandan, con retención aguda de orina; la eslovaca Lenka Ludhova, con neumonía aguda, y la norteamericana Elizabeth Snyder, con mal agudo de montaña.

 

Los servicios de médicos y de helicóptero se brindarán hasta el 6 de marzo de 2020, informaron desde la Secretaría de Ambiente.

Esta temporada, el servicio médico sumó nuevos desfibriladores para que Aconcagua sea zona cardiosegura. También montó un domo-consultorio de casi 30 metros cuadrados para mayor comodidad de médicos y pacientes y durante enero conformarán el consultorio a mayor altura en todo el mundo al contar con presencia médica permanente en Nido de Cóndores.

El Parque Provincial Aconcagua es el único de altura en el mundo que exige chequeo médico obligatorio como estrategia de prevención.

Cuenta con cumbres que superan los 5.000 metros elevándose de forma imponente hacia el cielo abierto, hasta alcanzar su máxima expresión en la cumbre Norte del cerro Aconcagua (6.962 m). Esta particularidad atrae la atención de montañistas y caminantes de los más diversos lugares del mundo, ya que es la montaña más alta del Hemisferio Occidental.