Política Lunes, 24 de febrero de 2020 | Edición impresa

Presupuesto: el Gobierno y el PJ ahora se cruzan por supuestos fondos sin utilizar

Martín Aveiro salió en medios departamentales a acusar al Ejecutivo por supuestos fondos autorizados que estarían pendientes.

Por Fernanda Verdeslago - Especial para Los Andes

Los coletazos por el Presupuesto provincial se siguen manifestando en distintos escenarios. 

La media sanción en Diputados en donde el oficialismo se quedó sin deuda para financiar su plan de obra pública, ni roll-over (refinanciación de deuda vieja con nueva) trajo un sinfín de repercusiones tanto desde el radicalismo como desde la oposición. 

 

Quien trasladó la atención al Valle de Uco fue el intendente de Tunuyán, Martín Aveiro. En una conferencia de prensa a medios departamentales, el jefe comunal PJ acusó al Gobierno provincial de mentir y aseguró que el proyecto del Presupuesto que se confeccionó en un primer momento “esconde 120 millones dólares” porque el Ejecutivo actual tiene “200 millones de dólares autorizados de endeudamientos anteriores” y “sólo ha puesto 80 millones. Tienen remanentes de ejercicios anteriores por 5 mil millones de pesos”.

En una revisión de los puntos sobre los que se detuvo el jefe comunal, sólo hay un dato concreto: una vieja autorización para tomar deuda de 2011, destinado para renovar la infraestructura de agua y saneamiento.

 

Un decreto del ex gobernador Alfredo Cornejo sobre la empresa de Agua y Saneamiento (AySam) según consta en una nota publicada el 26 de diciembre de 2019 por este medio. En uno de los últimos decretos de Cornejo, la Provincia tomó 30 millones de dólares otorgados por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) para obras de la empresa estatal. 

La historia data de principios de 2011 cuando llegó el pedido de deuda por parte de Celso Jaque. Eran 160 millones de dólares que la Legislatura transformó en la ley 8.270 el 1 de marzo de ese año. Durante la gestión de Francisco Pérez, se tomó parte de esa deuda para pagar gastos corrientes.

 

En 2015, se sancionó la ley 8.816, en la que se prorrogó la vigencia de la autorización a este año. En el presupuesto de este año, solicitaba en su artículo 50 que se extendiera este plazo hasta el año 2024. 

A los números de hoy, se estima que son cerca de 100 millones de dólares los disponibles sólo para cloacas y agua. 

Entre cuartos intermedios y discusiones por la votación, varios artículos se quedaron sin los dos tercios del recinto necesarios para su aprobación. Uno fue este, por lo tanto el Gobierno deberá decidir si hace uso, o intenta que se avale en la Cámara de Senadores y desde allí modificarlo nuevamente en Diputados. 

 

Otro endeudamiento mencionado por Aveiro es el que se autorizó el año pasado para el Fondo Anticíclico para la vitivinicultura. Hay 400 millones de pesos, pero no es para obra pública.

El intendente acusó también que se prometía la construcción de un centro de salud, el “Puente del Río que no debe tener ni proyecto”. Además dijo que no estaba en el proyecto de presupuesto.

 

Luis López, presidente de la Unión Cívica Radical (UCR) en el Valle de Uco y también Gerente Asistencial del Hospital Scaravelli salió a contestarle a Aveiro: “tanto de la maternidad del Hospital Scaravelli como del centro de salud Puente del Río están los planos y quedó aprobado por la gestión anterior. Yo participé de lo que fue la diagramación de los planos del hospital, y sobre el centro de salud también tenemos todo armado. Ese centro quedó viejo y había que hacerlo de vuelta porque mucha gente consulta ahí”, indicó a este medio. 

 Aprovechó también para decirle al intendente que “deje de mentirle a los tunuyaninos. A él le bajaron línea de Buenos Aires (por La Cámpora) y se hace el enojado con el Gobierno provincial. Con la vehemencia con la que actúa, tiene una facilidad para mentir que da miedo”. 

 

Empresarios quieren ser parte de las negociaciones por la pauta de gastos

La media sanción al proyecto de ley para el Presupuesto provincial sigue trayendo cola. Uno de los sectores que se manifestó en contra de la decisión del Frente de Todos Partido Justicialista de no acompañar el endeudamiento para la obra pública, fue el empresarial. 

En distintos comunicados pidieron a las dos fuerzas mayoritarias un “diálogo maduro” y un “debate serio” sobre las finanzas provinciales. Cinco cámaras empresariales vienen reclamando la aprobación del endeudamiento para sostener la obra pública: Asociación de Ejecutivos de Mendoza (AEM), la Asociación Cristiana de Ejecutivos de Empresas (ACDE), el Consejo Empresario Mendocino (CEM), la Federación Económica de Mendoza (FEM) y la Unión Industrial de Mendoza (UIM).

 

Ante el reclamo, el ministro de Hacienda de la provincia, Lisandro Nieri decidió convocar a todas representantes de esas cámaras empresarias que solicitaron conformar una mesa de diálogo para alcanzar consensos y pensar el desarrollo económico de Mendoza.

Al cónclave estuvieron invitados Andrés Lombardi, presidente de la Cámara de Diputados, y Jorge López, titular de la comisión de Hacienda de la Cámara Baja. 

El motivo de la reunión radica en la preocupación del sector en la falta de obra pública que habrá sin créditos para ejecutar el plan propuesto por el Gobierno provincial.

 

Además, los empresarios ofrecieron sus oficios y crear un puente de diálogo con el peronismo; plantearon armar una mesa de diálogo

Los sectores presentes estuvieron relacionados a la industria automotor, construcción y comercio entre otros.

Las cámaras empresarias mostraron su preocupación por la indefinición en el tratamiento del presupuesto, aún antes del rechazo del PJ del miércoles pasado. Entienden que la merma en el empleo que genera la caída de la obra pública, afecta también a proveedores del rubro, lo que impactará de lleno en las otras actividades. 

 

Desde el Gobierno manifestaron su apertura al diálogo en medio de la negociación que encabeza el vicegobernador Mario Abed con el PJ local, y con la esperanza de introducir modificaciones al proyecto, como es la refinanciación de la deuda y también el plan de obras.

Los empresarios también manifestaron su intención de dialogar y tener un papel protagónico para lograr las modificaciones del Senado.