Sociedad Martes, 22 de octubre de 2019

Internaron al primer argentino por usar cigarrillo electrónico

Se trata de un joven de 30 años que fue atendido en una clínica privada de Buenos Aires a causa del vapeo.

Por Redacción LA

El vapeo se instaló en nuestra sociedad desde hace un tiempo, muchos optaron por utilizarlo en reemplazo del cigarrillo tradicional, pero el caso es que ni uno ni el otro son sanos para nuestro organismo.

El cigarrillo electrónico funciona con una esencia saborizada que al tener contacto con una resistencia de calor transforma ese ungüento en vapor reemplazando en la persona, la sensación del humo de tabaco. Muchos lo han utilizado para dejar de fumar, pero también es cierto que varios adolescentes lo han instalado como un nuevo habito.

 

Ya se venía advirtiendo hace mucho tiempo que el vapeo  -así se lo denomina cuando se habla de cigarrillo electrónico- podía traer consecuencias ya que no habían sido estudiadas a fondo las causas a corto y largo plazo que podía generar en el cuerpo.

En Estados Unidos, comenzó en julio de 2019 un brote de lesiones pulmonares asociadas con el uso del cigarrillo electrónico, denominada EVALI (por sus siglas en inglés).

 

En nuestro país se conoció el primer caso de un hombre de 30 años que fue internado debido a problemas de salud generados por el uso frecuente de cigarrillo electrónico.

Según informó Infobae, el pasado fin de semana largo, un hombre de 30 años fue a una clínica privada de la Ciudad de Buenos Aires porque llevaba varios días con molestias para respirar por lo que fue sometido a una tomografía de tórax, donde se le diagnosticó proteinosis alveolar, una afección que se presenta a través de la acumulación de lípidos y proteínas en los alvéolos del pulmón.

 

Cabe destacar que este hombre utilizaba el cigarrillo electrónico en reemplazo del tradicional, el cual había consumido durante 15 años.  Por lo que aún se estudia si la enfermedad ya viene desde antes.

¿Qué es la proteinosis alveolar?

Es una enfermedad en los pulmones que lo que hace es que se produzca originalmente un gran depósito de lípidos y proteínas en el alveolo, lo que lleva a que el espacio que debería estar ocupado por aire se empiece a llenar por una especie de ‘gelatina’ lípido proteica, que impide que el aire ingrese a los pulmones y aparezca la insuficiencia respiratoria y el resto de los síntomas que manifiestan los pacientes. Así lo explicó el médico cardiólogo Francisco Toscano (MN 95.358) a Infobae.