Mundo Jueves, 18 de julio de 2019

Obligó a su hija a lamer un bajalenguas, compartió el video y la condenaron a prisión

Una mujer estadounidense deberá pasar 30 años en la cárcel por manipular el producto utilizado por los médicos para la atención a pacientes.

Por Redacción LA

Una mujer estadounidense fue condenada a 30 años de prisión por obligar a su hija a lamer un bajalenguas y compartir el video en las redes sociales.

En el video, que no dura más de 20 segundos, se ve cómo la nena se mete el palito en la boca y lo chupa antes de volver a colocarlo con los demás bajalenguas, en un consultorio de la ciudad de Jacksonville (Florida, EEUU).

 

El desagradable momento se viralizó en las redes y llegó al personal médico que denunció los hechos a la Policía para que procedieran a su detención. Las consecuencias penales son de 30 años de cárcel y una multa que asciende a los 10.000 dólares.

Cori Ward, la mamá de la niña. | / Jacksonville Sheriff’s Office
 

La condenada, identificada como Cori Ward, aseguró a los medios locales que se arrepiente de sus acciones y siente que "le habían arruinado la vida", informó RT.