Fincas Sábado, 8 de junio de 2019 | Edición impresa

O. Morbidelli: “Por abandono perdemos 1.500 hectáreas anuales de ciruela en Mendoza”

Explicó cómo avanza un plan para favorecer la exportación y producción en la provincia, con una fuerte proyección internacional. 

Por Bárbara Del Pópolo - bdelpopolo@losandes.com.ar

Actualmente la Argentina es la tercera o cuarta exportadora de ciruela a nivel mundial, el dato varía según el volumen de cada cosecha, sin embargo la posición del país es privilegiada y el sector proyecta que el volumen de venta al exterior puede alcanzar los u$s50 millones

Sin embargo, año a año pierden cerca de 1.500 hectáreas productivas por la baja de la rentabilidad, estiman que solamente en empleados se invierte el 30% del precio bruto de las ciruela, y esto sumado a la carga impositiva, ha generado una situación difícil para el sector. 

 

Hacia el futuro, recientemente se conformó el Cluster Ciruela de Industria, con participación de la secretaría de Agroindustria de la Nación, el gobierno provincial, Entidades y asociaciones intermedias (universidades) y todos los actores de la cadena de valor, un proyecto en el que tienen puestas sus expectativas, con el que podrían unirse en busca de soluciones, nuevos mercados en el exterior y fortalecer el mercado interno. 

Al respecto, Oscar Morbidelli, presidente de la Asociación Argentina de Ciruela para Industria (ACI) señaló que “hoy la foto (del sector) no es la mejor, pero que las perspectivas de crecimiento, impulsadas en conjunto con el Gobierno y las asociaciones intermedias son buenas.

 

-¿Cómo está el sector?

-Actualmente no hay precios estables y cuando los tenemos, las cantidades no son suficientes. Tenemos problemas con los costos de mano de obra que se llevan entre el 50% y el 30% del precio bruto de la ciruela y se viene produciendo el abandono de fincas en alrededor de 1.500 hectáreas por año de un total de 15.000 censadas en 2015.

La foto es mala, pero las perspectivas son buenas, especialmente desde la conformación del Cluster de Ciruela, contamos con el apoyo del gobierno nacional y provincial y sin la Universidad, el Inta y el Inti, la mitad de las cosas no se podrían hacer. 

 

Venimos de experiencias buenas y malas y nos corresponde a nosotros impulsar las buenas. El Cluster se dedicará a realizar programas hacia adelante para mejorar la actividad, con un diagnóstico de la situación en cada uno de los eslabones de la cadena.

-¿Y qué entiende que es necesario mejorar?

-Sería muy lamentable perder más hectáreas y la inversión, creemos que este es un buen negocio, que da mucho empleo y que si contamos entre plantaciones, secaderos inscriptos (490), más todas las inversiones de la industria de transformación, supera los 20 mil millones de pesos. 

 

Van a pasar al menos cinco años antes de que se cumplan las metas del cluster, pero entre tanto entendemos que hay medidas de corto y largo plazo que se pueden tomar:

La primera es de forma urgente, así como el presupuesto provincial incluyó el sostenimiento del precio del vino, proponemos lo mismo para la ciruela, en proporción a su importancia relativa. No tiene que ser un subsidio permanente, pero sí un apoyo atado a un plan decreciente hasta que la actividad se mueva por si sola.

 

La segunda medida urgente que pedimos es la mecanización de la cosecha, este año la mano de obra significó un costo de $ 2,50 por kilo, cuando mecanizarla habría significado $ 0,50, de entre $ 9 y $ 10 que se pagan por kilo de ciruela. 

Y la tercera es trabajar en “el socio bobo que tenemos todos”. La presión impositiva es muy alta, la demora en la devolución de créditos fiscales es tan alta que puede absorber todo el capital de trabajo y recurrir a financiamientos tradicionales no es una opción con las tasas actuales. 

 

Paralelamente hay que trabajar en la investigación, la ciruela tiene una fuerte concentración de polifenoles y para nosotros se trata de un terreno no explorado. Igualmente, para los chinos la ciruela de industria en fresco es un producto muy buscado al que no estamos accediendo como lo hace Chile.

-¿En cuánto al comercio exterior, qué lugar ocupa la ciruela?

El mercado internacional de la ciruela tiene un techo, el crecimiento del mundo es vegetativo y crece al medio por ciento, Argentina puede ser el tercer o cuarto exportador mundial. Si lográsemos que la ciruela no tuviese añismo y cosechásemos de 15 a 20 toneladas por hectárea con 5.000 hectáreas plantadas alcanza y sobra, pero el problema es el mercadeo, hay cuestiones internas y externas y para la ciruela en fresco, el mercado chino es infinito, son 1.500 millones de habitantes. Necesitamos una mayor inversión en riego.

 

Perfil

Oscar Morbidelli (66) es presidente de la Asociación Argentina de Ciruela para Industria (ACI) y recientemente inscribieron la primera página web de Argentina dedicada a la ciruela (ciruelasargentinas.org). “Es una plataforma que servirá para compra y venta de materia prima, para transparentar el mercado”.