Da La Nota Miércoles, 9 de octubre de 2019

Natalia Lobo, emocionada porque su papá del corazón pudo adoptarla

A los 50 años, la actriz recibió la partida de nacimiento en la que figura como hija de Martín Lobo. "Ahora volví a nacer", dijo ella.

Por Redacción LA

Natalia Lobo está feliz por su presente y lo gritó a los cuatro vientos. Y es que a días de cumplir 50 años, la actriz fue adoptada por su papá de crianza Martín Lobo, a quien conoce desde que tiene 4 años.

"Estoy muy emocionada porque ayer fui a buscar finalmente mi partida de nacimiento nueva que dice Natalia Lobo", dijo la artista y explicó que fue Martín quien le dijo: "Te voy a adoptar".

En su cuenta de Instagram, ella compartió la felicidad con sus seguidores.

"Yo no pensé la importancia que tenía desde lo legal, para mí era un papeleo, pero es un tema más grande de lo que yo me imaginaba", comentó Natalia en una entrevista radial con Catalina Dlugi.

Y sumó: "No puedo creer que toda una historia de vida, todo el camino recorrido, todo el amor, todos los desencuentros, todos los encuentros terminen tan bien. Tengo lágrimas de alegría, pero ahora no soy solamente Natalia Lobo en la ficción, soy Natalia Lobo todos los días".

Lobo confió que a su padre biológico se lo ha cruzado un par de veces y que no tiene una relación estable: "Son cosas de la vida, de encuentros y desencuentros. No estoy enojada con mi papá, mi papá es divino, es un encanto, es músico y se tuvo que ir, son circunstancias de la vida. Uno cuando es chico no entiende mucho pero después entendes. Lo vi un par de veces cuando era chica y después lo fui a buscar cuando era más grande. En la época de la Dictadura no era fácil irse, escapándose, era una situación extrema. Pero la verdad es que todo tiene un cierre hermoso".

"Mi papá conoció a mi papá del corazón, y me dijo: ‘Martín va a ser mejor padre que yo’, y la verdad es que tenía razón", lanzó la actriz sobre una charla íntima que tuvo con el hombre que la trajo al mundo.

"La decisión fue por un tema legal, por un tema de papeleos, de tener igualdad con mis hermanos, para poner en orden cosas que eran para nosotros muy normales, pero que frente a la ley no era lo mismo. Y de repente el tema administrativo se transformó en algo más fuerte, agregó.

Emocionada, expresó: "Te cambia la partida de nacimiento, Sarraute vuela y queda Lobo para siempre, es muy fuerte, es mi identidad. Estuve en un encuentro en un programa para apoyar la ley de adopciones porque yo creo que la identidad es muy importante. Ahora volví a ser una niña".

"Estoy movilizada, a Martín lo adoro, sin duda, más que a mi padre, no es una cuestión de sangre, es sobre quien está todos los días, quien te transmite los valores, quien está cuando te enfermás; tu padre puede ser cualquiera, pero el que está todos los días es tu familia: la presencia, el amor cotidiano, tu familia es la que está", reflexionó Natalia.

Lobo reafirma su alegría de ser quien es y asegura: "Ahora volví a nacer".