Sociedad Viernes, 14 de junio de 2019

Mendoza busca aumentar su bajo porcentaje de donantes de sangre

Sólo el 20% de la población es donante voluntaria y se espera que el número ascienda a 60%. Los pasos para hacerlo son muy sencillos.

Por Redacción LA

En el Día Internacional del Donante de Sangre, Mendoza cuenta actualmente con 18.000 donantes por año, de los cuales sólo el 20% es voluntario.

Para poder abastecer al sistema público de salud provincial se pretende aumentar el número de donantes voluntarios y habituales concientizando sobre la importancia de la sangre como un recurso irremplazable en variados tratamientos, que no puede ser fabricado ni almacenado indefinidamente.

La provincia, para concientizar, realizó una intervención en la explanada de la Municipalidad de Ciudad, organizada por el Ministerio de Salud, Desarrollo Social y Deportes desde el Centro Regional de Hemoterapia (CRH), junto al Consejo Deliberante de la Ciudad de Mendoza.

 

La donación de sangre es fundamental para, por ejemplo, atención maternal y perinatal, la realización de procedimientos médicos y quirúrgicos complejos, y permite aumentar la esperanza y calidad de vida de pacientes con enfermedades potencialmente mortales.

Para donar sangre el proceso es muy sencillo, seguro y rápido. La extracción dura alrededor de veinte minutos y no requiere ayuno previo. Los materiales utilizados son estériles y descartables. Posteriormente, las donaciones son analizadas para constatar que no se transmitan enfermedades.

 

Requisitos para ser donante

Para ser donante se requiere estar sano, tener desde 18 años hasta 65, pesar más de 50kg. En el caso de las mujeres, pueden donar cada 4 meses. Los hombres pueden cada 3. Los interesados en donar pueden acercarse al Centro Regional de Hemoterapia, en Garibaldi y Montecaseros, de lunes a viernes de 8 a 15.

 

También pueden hacerlo de lunes a viernes de 7 a 10 en Hospitales públicos: Hospital Carrillo, Las Heras; Hospital Notti, Guaymallén; Hospital Paroissien, Maipú;Hospital Perrupato, San Martín; Hospital Las Heras, Tupungato; Hospital Saporiti, Rivadavia; Hospital Scaravelli, Tunuyán; Hospital Tagarelli, San Carlos; Hospital Schestakow, San Rafael; Hospital Enfermeros Argentinos, General Alvear; Hospital Regional Malargüe, Malargüe.

Tras la donación y el análisis, la sangre se divide en glóbulos rojos, plasma y plaquetas; que se transfunde a los pacientes según sus necesidades. Otro componente de la sangre es derivado del plasma y contiene factores para la coagulación utilizados para tratar enfermedades como la hemofilia, y para realizar trasplantes.

 

Por ello se plantea que con una donación pueden salvarse hasta cuatro vidas, y se alienta a la población a comprometerse con esta práctica, donando durante todo el año con el fin de lograr la autosuficiencia provincial.