Arquitectura Domingo, 31 de marzo de 2019

Living Coral, el color del 2019

El nuevo color del año es "un tono coral, animado y vital que apuesta por la vida".

Por Laura Gilabert, Lic. en Diseño - Diseñadora de interiores

El instituto encargado de destacar los principales colores de la pasarela estacional, de pronosticar las tendencias de color globales y de asesorar a las empresas en materia de color para el desarrollo de productos y la identidad visual de las marcas es Pantone. Mediante el pronóstico de las tendencias de temporada, la psicología del color y el asesoramiento consultivo sobre los colores, este instituto se asocia con marcas globales para aprovechar el poder, la psicología y la emoción del color en su estrategia de diseño.

El Living Coral Pantone 16-1546 es el color que pintará el 2019. En palabras de Pantone, el nuevo color del año es “un tono coral, animado y vital que apuesta por la vida, con matices dorados que aportan energía y dinamismo con un toque de suavidad”.

El proceso de selección del color del año conlleva un profundo estudio y análisis de tendencias. Para llegar a la selección final de cada año, los expertos del color de Pantone analizan a fondo el mercado en busca de nuevas influencias.

Entre éstas se incluye la industria del entretenimiento, películas en fase de rodaje, colecciones itinerantes de arte, nuevos artistas, moda, todas las áreas del diseño, destinos turísticos populares y nuevos estilos de vida, tendencias de juego y diversión y condiciones socioeconómicas.

Asimismo, estas influencias pueden proceder de las nuevas tecnologías, materiales, texturas y efectos que afectan al color, de relevantes plataformas de redes sociales e incluso de eventos deportivos de proyección global.

Qué nos transmite el Living Coral

Intenso y a la vez suave, Living Coral nos llena de calidez y aliento, ofreciéndonos confort y optimismo en un entorno caracterizado por las constantes transformaciones. Su poder puede aplicarse tanto en moda, decoración o diseño gráfico.

 

Con un claro mensaje medioambiental como intención de la empresa, que está interesada en sostener el debate sobre la preservación de nuestro fondo marino, bajo el mar, este color efervescente genera un efecto hipnótico. Situado en el centro de nuestro ecosistema cromático y de una intensidad natural, Living Coral evoca los arrecifes de coral que protegen los distintos calidoscopios de color.

Pantone declara: “Observamos los problemas que están teniendo lugar en la naturaleza, el agotamiento de los recursos naturales y el mal estado de nuestros fondos marinos. Una de las cosas que obtenemos de la naturaleza es energía. Cuando pensamos en la esencia cambiante de nuestro mundo damos con un color que anima y reafirma la vida”.

Además, la elección del Living Coral fue con una visión de puro optimismo, como reacción a la tecnología digital y redes sociales, cada vez más integradas en nuestras vidas, buscando experiencias auténticas que refuercen la conexión y la intimidad.  El coral está lleno de vida, es acogedor y sociable, promueve y alienta las actividades lúdicas y alegres.

Un tono que conecta

En lo que a respecta al diseño de interiores, el Living Coral puede ser un tono que nos de juego por las múltiples combinaciones. Enlaza perfectamente en ambientes sofisticados con bases blanco, negro y gris, funciona bien con la madera y los tonos naturales o con el dorado.

Este color puede aplicarse a los textiles del hogar o a papeles pintados, combinando con tonos potentes como el gris oscuro, el azul celeste, el turquesa, así como con tonos naturales y neutros. Utilizándolo no siempre de manera plena, sino como elemento conector en complementos y accesorios y revitalizando decoraciones de diferentes estilos con sencillos cambios en los tejidos, en el arte y otros elementos decorativos. Está claro que allí donde lo usemos obtendremos un foco de atención, sin perder naturalidad y elegancia.

Si hacemos un repaso de las tendencias actuales del diseño interior y miramos las últimas ferias y exposiciones tal como  Milán con “Il Salone”, veremos que hay una clarísima tendencia hacia el negro y los tonos más oscuros.

Por este motivo, la combinación de tonalidades oscuras con este coral tan alegre seguro dará proyectos interesantes y, si además introducimos detalles dorados y geométricos, nos transportaremos a  rasgos estilísticos del ArtDecó.

Más allá de cómo lo utilicemos, de forma masiva o en pequeños detalles, la tonalidad elegida representa un soplo de aire fresco para las diferentes estéticas.