Espectáculos Domingo, 16 de junio de 2019 | Edición impresa

Leonardo Sbaraglia: “Siempre soñé trabajar con Almodóvar” 

Es uno de nuestros “consagrados”. Actuó en “Dolor y Gloria” con Antonio Banderas y hace de Coppola en la serie de Maradona.

Por Carla Lioi - Especial para Estilo

Ya casi ni requiere presentación. Porque Leonardo Sbaraglia es un actor que, dentro de su generación, ha logrado lo que otros pocos pudieron: fluir en el terreno del cine, el teatro y la tele; tanto en el ámbito nacional como en el internacional. Sí: el hombre tiene una carrera envidiable. Pero en estos últimos tiempos acumula logros en los que vale la pena indagar: es parte del prestigioso elenco del último filme de Pedro Almodóvar, “Dolor y gloria”; también integra el staff de la serie que Amazon prepara sobre Diego Maradona; y, además, acaba de reestrenar un proyecto musical. Sobre esto, y más, es que charlamos con Sbaraglia.

-Acabás de llegar de Cannes, donde se presentó “Dolor y Gloria”. ¿ Cómo fue esa experiencia?

- Fue un momento de mucha excitación y alegría. De pronto surgen estas cosas increíbles en esta profesión y es gratificante. Fuimos al festival de Cannes, la película es una de las primeras en la taquilla de Francia e Italia... Todo muy lindo. De hecho tengo familia en Italia que vio la película sin saber que yo actuaba y cuando me vieron no lo podían creer.

Gentileza

-¿Cómo es tu personaje?

- Es un papel pequeño pero fundamental para la película, con escenas muy bien contadas, son cuadros de mucha intensidad. Y tuve la suerte de trabajar con Antonio Banderas, que acaba de ganar el premio en Cannes, y es muy buen compañero. Tuve el placer de compartir varias escenas con él. Nuestra relación se trata de un viejo reencuentro entre dos amantes-amigos que tiene una conexión muy fuerte, y justamente este reencuentro forma parte de un momento bisagra del filme; porque esta película pasa por situaciones de gran oscuridad. Pero cuando ellos se reencuentran todo pasa a un terreno luminoso.

 

- ¿Es verdad que durante más de 30 años soñaste con trabajar con Almodóvar?

- Sí claro. Es uno de los directores con los que siempre soñé trabajar. En el caso de Almodóvar, es uno de los directores vivos más importantes del mundo. Creo que es algo que cualquier actor soñaría. La realidad es que yo lo tenía muy cerca en España, cuando vivía allá, y lo conocí hace muchos años en una entrevista que tuvimos. Pero en ese entonces él buscaba un personaje concreto, muy de Madrid, y que no tenía que ver conmigo. Lo cierto es que quedamos en contacto con la gente de El Deseo (N.d R.: la productora que el cineasta tiene con su hermano) que estuvo muy involucrada en “Relatos Salvajes”. Y el año pasado, justo que yo me había bajado de una novela de Telefe por razones personales, a los 20 días me llega un mail en donde me decían que Pedro no estaba encontrando el personaje que deseaba y que abría el abanico a nuevas opciones más allá de España. Y así se fue dando todo: me invitaron a viajar, se hicieron las pruebas, que me estudié como un loco, y quedé. Fue un rodaje muy bueno, todo soñado.

Un sueño cumplido. Actuar para Pedro Almodóvar, junto a Antonio Banderas, en “Dolor y gloria”. | Gentileza

-Y ahora, ¿qué te queda por alcanzar?

- Este año me pasó otra cosa muy loca como fue lo de Almodóvar. Por un lado, interpreto a Guillermo Coppola en la serie de Diego Maradona. Y el por el otro, un día me suena el teléfono y era el productor Rodrigo Texeira para ofrecerme un papel en Cuba, para hacer de cubano. Fue todo muy rápido. Tuve que viajar inmediatamente porque se había bajado un personaje. Fue un desafío: estuve trabajando con una foniatra y así fui armándolo. La película se va a llamar “Red avispa” y trata sobre el espionaje entre Cuba y Estados Unidos en la década del ‘90. Incluso se va a presentar en el Festival de Venecia.

- Además de la actuación, tu otra pasión es el canto…

- Sí. Con Fernando Tarrés, que es un gran músico y compositor, hemos formado una sociedad artística hace más de cuatro años que se llama El Territorio del Poder. Son relatos actorales intervenidos por la música e imágenes, a través de pantallas gigantes.

A mí siempre me gustó cantar y estudié durante muchos años, sobre todo por la actuación. Lo disfruto mucho.

 

- ¿Hay alguna película o programa que te marcó en tu carrera?

- “Clave de sol” fue abrumador por todo lo que significó. Fue una linda experiencia. De ahí llegó la posibilidad de hacer teatro y el ofrecimiento de mi primer protagónico con “Caballos Salvajes”. Eso para mí fue impresionante, fue la gran apertura al mundo cinematográfico y artístico. Eso significó la expansión a España, una puerta de entrada junto con “Cenizas del paraíso” y “Plata Quemada”.

 

-¿Qué cosas te bajan a la realidad?

- Andar en bici, salgo a correr. Cantar también me pone los pies sobre la tierra. Por supuesto mi hija, los afectos, mi familia. También me gusta mucho la fotografía, dibujar.

De hecho, casi me dedico al diseño gráfico.

- ¿Cómo te gustaría verte en diez años?

- Aprendiendo, pero sobre todo, estando más estable en Argentina. Yo viajo mucho por trabajo y me gustaría estar más tiempo en Buenos Aires, principalmente para compartir más con mi hija. Y me encantaría hacer teatro en mi país, hacer mucho teatro y que funcione muy bien, ya que lo último que hice de manera comercial fue “Cook”. Por último me gustaría dirigir o escribir.