EDICIÓN U Miércoles, 26 de febrero de 2020

La Universidad se hace ver y escuchar

Un recorrido por algunos aportes de la UNCUYO a la escena audiovisual mendocina. El enfoque diferencial que se aborda.

Por Mariano Rivas

Un canal de televisión, un cine propio, una carrera de realización audiovisual y hasta un festival que celebra la cinematografía son algunas de las actividades que la UNCUYO despliega en el plano audiovisual. No solo se forman profesionales en la casa de estudios, sino que a través de ellos se hace llegar a la comunidad mendocina una serie de propuestas diferentes a las que circulan por los canales comerciales.

La última gran apuesta en el plano audiovisual tiene que ver con el cine. A la formación y la generación de contenido se le sumó, hace algunos años, la posibilidad de una plataforma para mostrar lo que Mendoza produce. Es así como, desde 2017, la Secretaría de Extensión y Vinculación de la UNCUYO organiza el GRABA Mendoza, un festival de cine de alcance iberoamericano.

En el festival GRABA también hay espacio para que los estudiantes colaboren en la organización, se formen y exhiban sus trabajos. La carrera en cuestión es la Tecnicatura Universitaria en Producción Audiovisual (TUPA), que se creó hace cuatro años. Causó furor cuando abrió sus inscripciones en 2016. En la actualidad, cuenta con 250 estudiantes, 100 más en el curso de ingreso para la cohorte 2020 y más de 40 egresados.

Mirando más atrás, en 2013 nacía Señal U, el canal de televisión de la UNCUYO. Se creó con el fin de mostrar lo que pueden hacer en el medio los estudiantes que pasan por la casa de estudios, surgidos de las carreras de Diseño Gráfico, de Comunicación y luego de Producción Audiovisual. También ofrece una alternativa a los televidentes mendocinos: poder acceder a lo que sucede día a día, pero a partir de un enfoque más científico.

“Con Señal U, lo que siempre quisimos hacer fue tomar los temas de coyuntura local y nacional, y darles una mirada desde la universidad”, subrayó el secretario de Extensión y Vinculación de la UNCUYO, Mauricio González. Tanto la Universidad como Señal U forman parte del clúster audiovisual Film Andes, organización que promueve el desarrollo de la industria audiovisual mendocina.

Cine Universidad existe desde 1998 y actualmente funciona en la Nave UNCUYO. Su objetivo es garantizar la accesibilidad a un cine que privilegie la expresión artística por sobre lo comercial, sin dejar de contemplar esto último. La democratización del séptimo arte se complementa con entradas sensiblemente más económicas que las de las grandes cadenas. Los estudiantes de la UNCUYO, además, gozan de descuentos especiales.

TUPA: apuntar a las nuevas demandas audiovisuales

González apuntó que la mayor parte de las primeras dos camadas de estudiantes de la Tecnicatura Universitaria en Producción Audiovisual (TUPA) eran personas que ya trabajaban en el sector, pero que no contaban con una certificación profesional.

En la misma vía la coordinadora de la TUPA, Andrea Puebla, corroboró que la carrera respondió a la necesidad de un espacio de formación de técnicos en Mendoza, que estaba en medio de una “explosión” del sector audiovisual. La carrera es co-gestionada entre la Facultad de Artes y Diseño y la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales.

De todas formas, Puebla señaló que se trata de una carrera joven, por lo que será necesario ir actualizando constantemente la oferta académica para poder cubrir la enseñanza de tareas más específicas, como las que apuntan al diseño digital, a los videojuegos y a la animación. “Hay un inminente crecimiento en Mendoza. Hay mucha creatividad y proyectos muy buenos, pero yo veo que es un trabajo aislado; siento que el Estado todavía no termina de ayudar”, reflexionó.

El campo es amplio y la carrera ofrece una formación general; a la vez, intenta complementarse con cursos cortos de especialización. “Hoy, un proyecto multimedia puede consistir en diseñar un diario digital o una página de Instagram”, ejemplificó Puebla.

Otros espacios

Por ejemplo, durante 2019, a través de un convenio entre la Facultad de Educación de la UNCUYO y el clúster Film Andes, se dictó la Diplomatura en Creatividad, Innovación y Propiedad Intelectual. El objetivo de esa formación es proteger los derechos de propiedad en creaciones intelectuales, una rama que estaba necesitada de ser fortalecida, teniendo en cuenta el crecimiento del polo audiovisual en la región.

La formación audiovisual comienza desde temprano. Año tras año, los estudiantes del colegio universitario Martín Zapata participan del certamen “Luz, Cámara e Inclusión”, organizado por la escuela José Vicente Zapata y abierta a secundarios de todo el país. La propuesta gira en torno a una temática en particular, que varía año a año, y consiste en la elaboración de cortos y de fotografías. En su edición 2020, la consigna será “Un mundo sin adicciones”.

Además, dentro de la Secretaría de Extensión y Vinculación, existe un área audiovisual en la que se fomenta a los productores locales a través de ayudas económicas o cediéndoles la Nave UNCUYO. “La Nave es un área en donde los productores audiovisuales locales se sienten parte, y todos tienen la posibilidad de acceder a ella si quieren”, destacó el secretario de Extensión y Vinculación.