Espectáculos Sábado, 19 de octubre de 2019 | Edición impresa

La oveja negra: moverse en las diferencias

Bajo la dirección del coreógrafo Adrián Séptimo se estrena esta obra de danza contemporánea que traza las vivencias del hombre y su camino.

Por Lorena Misetich - Especial para Estilo

Quién no se sintió oveja negra alguna vez. Esa expresión que sirve para señalar al que piensa, siente o hace distinto al otro y rompe los esquemas de la sociedad o el sistema familiar.

Ese fue el puntapié para que el coreógrafo Adrián Séptimo y un grupo de bailarines comenzaran a indagar en una nueva puesta que une la danza contemporánea y la expresividad de los cuerpos.

 

“La oveja negra” es la tercera obra dirigida por el artista que renueva la escena de la danza local. 

Trece artistas en escena trazan esta historia de búsqueda sobre lo que somos y hacia dónde vamos. Desnudos, somos lanzados a este mundo y a veces somos apartados, por ser distintos, por buscar un camino nuevo. La realidad nos supera y aquellos que no se adaptan a las reglas del sistema, buscan caminos de liberación.

 

“Venimos trabajando desde la introspección a partir de abril, en donde en los ensayos se marca una coreografía, pero también preguntándonos qué le pasa a ese intérprete, qué es lo que siente ese personaje que transita la obra. Los bailarines no simplemente bailan sino que interpretan el concepto de la obra. Y necesitaban entender quiénes son estas ovejas negras”, cuenta Adrián Séptimo que luego de dirigir las obras “Séptimo día”  y “Presagio” vuelve a proponer un espectáculo de danza contemporánea.

Camino a la libertad. El elenco dirigido por Séptimo sube al escenario para contar con el cuerpo cómo es la búsqueda hacia la autodeterminación. | Los Andes

Bajo una puesta minimalista, los cuerpos y el movimiento son los verdaderos protagonistas de este tránsito que viven los personajes en la búsqueda de su camino, bajo la mirada y el dedo acusador que se impone. 

 

“Hemos hecho mucho hincapié en la interpretación, más allá de la coreografía. Ellos tienen la técnica, pero se ven los personajes que se van transformando a lo largo de la historia. Esta obra tiene una madurez tanto desde mi trabajo como director como el lenguaje. No es lo mismo el lenguaje que manejábamos hace dos años. A mí me gusta evolucionar, investigar y este es el producto que venimos gestando hace dos años como grupo”.

Las actrices Laura Masuti, Sofía Salay, junto con los bailarines Agostina Scifo, Exequiel Morales, Cristian Baigorria, Nahuel Domínguez, Abel Giménez, Lautaro Gallardo, Camilia Nodari, Camila Jardel, Priscila Monaiser, Ana Sierra y Bianca Hernández, integran la compañía de trece artistas que interpretan la pieza.

 

Uno de los aspectos llamativos de la obra es la música en vivo del percusionista Matías Gorordo, quién compone distintas intervenciones pensadas para la puesta, generando diversos climas en el relato.

Una historia, que podría ser la de cualquier hombre o mujer. Sus fracasos, sus inseguridades, las imposiciones, sus deseos y sueños, donde el cuerpo es el único vínculo entre el pensamiento, los sentimientos y el deber ser.

Ficha

La oveja negra

Dirección: Adrián Séptimo.

Día y hora: hoy, a las 21. En cartel hasta el sábado 9 de noviembre.

Lugar: El Galpón Espacio Cultural (Damián Hudson 250, Ciudad).

Entradas: $250. En taquilla o www.kirih.com