Sociedad Lunes, 22 de abril de 2019

La prohibición de venta de pirotecnia está ahora en manos de la Corte

Un empresa pidió la inconstitucionalidad del decreto aprobado en el departamento de Maipú que inhibe la distribución y el uso.

Por Redacción LA

Una empresa que produce pirotecnia llevó al departamento de Maipú a la Suprema Corte de Justicia por el decreto que prohíbe la venta, acopio y distribución de productos explosivos. Es que la medida perjudica directamente a quienes producen fuegos artificiales, bombas de estruendo y otros productos con pólvora que se usan para el esparcimiento y la celebración de algunos acontecimientos.

 

De los dieciocho departamentos de la provincia, trece prohíben la comercialización de pirotecnia. No obstante, Maipú inhibió además el uso dentro del territorio departamental. Ahora, se espera la resolución de la Corte, la cual sentará jurisprudencia para futuros cuestionamientos de las ordenanzas municipales.

Sabido es que la comunidad de padres de niños con autismo hace tiempo que impulsa el pedido de pirotecnia cero, como así también las protectoras de animales y otras asociaciones civiles. Germán Ejarque, titular de la Asociación Por Más, explicó en Canal 7 que la empresa ha presentado un pedido de inconstitucionalidad contra el decreto del municipio. “Entendemos que la protección de la integridad física y mental de las personas con discapacidad también está respaldado por nuestra Constitución”, auguró sobre la resolución de los jueces de la Corte.

Carla Sotelo, madre de una niña con autismo, explicó que durante las fiestas de fin de año no pueden disfrutar junto a sus hijos y demás familiares, ya que hay un integrante de la familia que sufre frente a los estruendos.

“En lugar de disfrutar ese momento, tenemos que medicarlos un poquito antes, para que estén tranquilos o se duerman. Hay otros que les ponen unas sordinas en sus oídos, ese ruido fuerte les hace pasar mal”, relató lo que sucede mientras miles se divierten encendiendo petardos.

 

Asimismo, otra madre explicó que las personas con autismo “tienen desorden en el procesamiento sensorial”. Elisa Espina alertó que en muchos casos se han observado ataques de epilepsia por lo que piden empatía. “Hay chicos que tienen autismo y epilepsia que han llegado a convulsionar, es probable que esa noche no duerman y que al otro día también estén muy desregulados”, indicó.