+ Deportes Martes, 8 de octubre de 2019 | Edición impresa

Judo: pequeñas promesas con riesgos de no competir

Judocas infantiles mendocinos trabajan para reunir fondos que les permitan cumplir sus sueños de llegar al Panamericano de México.

Por Analía Cuccia Baidal - acuccia@losandes.com.ar

Cuatro niños promesas tiene la ilusión de competir en los Panamericanos de Judo en Guadalajara, México (del 6 al 10 de noviembre) en menos de un mes. Estas pequeñas talentos de 11 y 12 años Zoe Miranda (31kg) y Morena Giovarruscio (38kg) representantes de la UNCuyo, son N°1 en el ranking nacional de infantiles A. Son dos nenas judocas que obtuvieron podios en Nacionales y en el último Sudamericano en Chile que les sirvió para meterse en el equipo nacional, al igual que otros ocho mendocinos de la misma categoría A y B:  Iñaki Miranda (Infantil A 44 kg), Dailer Barrientos (Infantil 47kg), Nazareno Manzano (infantil A, 31kg), Agustín Manzano (Infantil A 52kg) Agustín Benavides (Infantil b 58 kg), Juan Catro (Infantil A 47), Priscila Castro (Infantil B 44) y Keila Villarruel (Infantil B 48). 

Para esta nota nos centramos en las dos nenas elite, Zoe y Morena, más allá de que todos tienen las mismas posibilidades de competir y buscar medallas; y el mismo problema económico para poder alcanzar la ilusión de viajar y ser parte de la competencia internacional. Para participar cada judoca necesita alrededor de 120 mil pesos entre viajes, alojamiento e inscripción, sin contar los gastos de sus acompañantes.

 

Qué esperan ellas del Panamericano

Zoe, categoría menos de 31 kg., es primera en ranking nacional. Medallas de oro en Nacionales, en Centro República y en último Sudamericano disputado en Chile. Y sumó puntos en los campos de entrenamientos. Similar es el antecedente de Morena Giovarruscio, categoría menos 38 kg., también número 1 en el ranking nacional, con podios en Nacionales y campeona en el Sudamericano.

Los Andes

Estas pequeñas luchadores tienen admiración por la multicampeona internacional y medallista olímpica Paula Pareto. A quien pudieron conocer en el último Nacional Apertura. “La Peque” es una inspiración para estas niñas que se ilusionan con transitar el mismo camino.

 

Ambas judocas charlaron con ELLAS y se animaron a contar sobre este sueño que quieren cumplir. 

“No nos esperábamos que íbamos a clasificar. Yo quería ganar”, expresó Morena, quien además confió que para estos Panamericanos “conocimos a los chicos que van a la selección en los Nacionales. Y hablamos con ellos porque tenemos un grupo de WhatsApp. Y no tenemos nervios pero sí estamos ansiosos. Supongo que van a ver más chicos que en los Nacionales y posiblemente mejores pero nosotros vamos a dar lo mejor”. 

Zoe, algo más tímida, confió que está “muy emocionada porque nunca imaginé llegar a tener la posibilidad de ir a un Panamericano. Cuando empecé no pensaba en los torneos. El profe me dijo un día que íbamos a competir en un Nacional y con Morena salimos campeonas. Después gané el Sudamericano y me emocioné mucho. No lo esperé. Habían chicos de Chile, Venezuela, Brasil. Y con eso clasificamos al Panamericano, que ojalá podamos ir”.

 

“Estamos contentas. Pero en México va a ser diferente porque va a ser un torneo de más nivel”, acentuó Morena. 

-¿Qué recomendaciones les da el profe?

-Morena: Si es más alta nos dice como le tenemos que entrar. Nos dice qué tecnica usar. 

-Zoe: En mi caso siempre me tocan altas y siempre entro con el ippon seoi nage. Además de que entre segura y que resuelva la lucha rápido para poder descansar. 

Calidad infantil. Los chicas clasificados al Panamericano y sus compañeros de la UNCuyo. | Los Andes

-¿Cómo quién les gustaría ser?

-Zoe: Me encantaría ser como Paula Pareto. Cómo lucha, cómo aplica el ippon seoi nage por ser chiquita.

-Morena: Se ve como ella siempre pelea segura y confiada. Con ellas nos encontramos en el Nacional Apertura y tenemos fotos. 

 

-Zoe: Ojalá podamos ser como ella, llegar a Mundiales o a Juegos Olímpicos.  

La ilusión de estos “Peques” y la alegría con la que se expresaron fue conmovedor. Tanto que el propio profesor, Nicolás Mena, no evitó confesar que “quiero que vayan, que experimenten y disfruten lo que más puedan. Que no viajen porque no clasificaron, lo respeto, pero no porque no por un tema económico. Que este aspecto limite el sueño del chico o chica me pone mal. Son niños con mucha proyección”.

Aptitudes de los chicos

Según el profe Nicolás Mena estas son las cualidades de sus alumnos: “En el caso de Zoe, tiene muy buena técnica y gana las luchas con supremacía. No le duran más de un minutos todas. Y sabe controlar la ansiedad previa a la lucha”, aseguró.  

 

Morena “tiene mucha garra, actitud, que equipara algunos detalles técnicos. Busca ganar y se impone. En el último sudamericano ganó el oro con dos luchas aplastantes, en 5 segundos”.  Nicolás ha llegado hasta el plano nacional en judo como deportista, por lo que “mis alumnos han superado al maestro y estoy orgulloso de ellos”, dijo.

Dailer, “técnicamente es muy bueno, es difícil de que lo arrojen. E Iñaki tiene viveza y fortaleza de barrio”, confió el profe de las promesas panamericanas.

N°1 del ranking nacional. Morena festejó en lo alto del podio en el último Sudamericano en su categoría. | Gentileza

Hay aporte, pero falta

“La UNCuyo siempre hizo su aporte con estos niños. Ellos están eximidos de la cuota social y federativa. En determinados eventos aportaron para viajar y competir. El Panamericano sale en total 120 mil. La UNC, si bien nos acompaña y nos da un aporte económico, no lo podrá hacer en su totalidad. Por eso es que se pide ayuda de sponsors”, explicó el entrenador.  

 

“Yo me bajo del avión si hace falta. Prefiero que vayan los chicos con sus padres. Porque allá estarán con un entrenador de selección. Y tener a sus padres en un torneo así es más importante”, confió Mena.

La Subsecretaria de Deportes, por medio de Rodrigo Araya, “mostró voluntad para apoyar, al igual que se hizo un lazo con el municipio de Guaymallén para achicar costos”, concluyó el técnico.