Sup. Economía Domingo, 7 de julio de 2019 | Edición impresa

Inversiones: una oportunidad para nuevas "joint ventures"

Mendoza resulta atractiva en sectores como energía y tecnología. Se cree que con el nuevo tratado podrían generarse asociaciones.

Por Redacción LA

¿Puede el acuerdo entre el Mercosur y la Unión Europea (UE) generar inversiones extranjeras en Mendoza? Ante esa pregunta, referentes de distintos sectores dieron su opinión, en general positiva en base a la institucionalidad de la provincia, el nivel educativo y su posición geográfica.

La UE es el principal inversor mundial, con números de Inversión Extranjera Directa (IED) que alcanzan los USD 10.000.000. Según datos del Ejecutivo Nacional, Argentina participa hoy solo del 2% de ese total, mientras que otros países que han firmado acuerdos con el bloque europeo (como Egipto, Israel, Marruecos y Sudáfrica) duplicaron su inversión en 10 años después de la firma.

 

Silvia Jardel, Gerente General del Consejo Empresarial Mendocino (CEM), explica que el acuerdo no solo ampliará las posibilidades para quienes producen en Argentina, sino para todos aquellos que quieran producir en el país con miras a Europa: “Hablamos de ingresar a un mercado con un alto poder adquisitivo, seguramente va a generar oportunidades de inversión. Porque además el acuerdo también le otorga mayor seguridad a los flujos de comercio”

En el análisis del CEM, Mendoza es atractiva en sectores como petróleo, energía, servicios basados en el conocimiento y tecnologías de información y comunicación. “Aquí hay 8 universidades, buen recurso humano, la posición geográfica en el corredor bioceánico y fuerte institucionalidad, que es muy importante para un inversor en el mediano y largo plazo”, señala la gerente.

 

Para Mario Lázzaro, director de ProMendoza, hay dos fenómenos con respecto a las inversiones. El primero es que el precio de la tierra y los recursos productivos son inferiores aquí que en Europa, lo que originó en el año 2.000 inversiones en emprendimientos vitícolas de alta gama. El segundo es que se trata de un mercado de alto poder adquisitivo que está en contra estación (es verano cuando aquí es invierno) lo que permite vender fruta en fresco.  

“Mendoza está distinguida en el exterior, algunos la ven como ‘una linda casita en un barrio complicado’. Está organizada, tiene una buena estructura de su población en general. El nivel educativo en promedio es alto, tendrá un fuerte desarrollo con Vaca Muerta y Portezuelo del Viento, además de que es una linda ciudad para vivir, cosa que influye al momento de localizarse”, detalla Lázzaro.

 

Otra posibilidad a analizar es generar encadenamientos productivos. Esto ocurre cuando se elabora una pieza mecánica en un país y luego se ensambla en otro para formar un producto mayor. Según explica Pedro Bizzotto, presidente de la Asociación de Industriales Metalúrgicos de Mendoza (Asinmet) la mayoría de esos casos ocurren hoy por compra-venta pero no por asociaciones.

Permanentemente vemos la posibilidad de desarrollar ‘join ventures’ y asociatividades, con el acuerdo se vuelve una oportunidad más real. En el pasado no se ha podido. Hay empresas europeas que trabajan de manera local en Mendoza pero no asociados a otra, al menos yo no tengo conocimiento de ningún caso en la provincia”, comenta Bizzotto. En una oportunidad lo intentaron con empresarios de la Quinta Región de Chile pero no lo vieron factible. Quizás, con este cambio podría funcionar.