Economía Sábado, 17 de agosto de 2019 | Edición impresa

Flexibilizan cuotas de planes de ahorro de 0 Km

Permitirán diferir hasta el 20% de cinco cuotas consecutivas y eliminarán el interés punitorio para los deudores.

Por Luis Ceriotto - Especial para Los Andes

El Gobierno permitirá a los suscriptores de los planes de ahorro de autos que puedan diferir el pago de hasta 20% de 5 cuotas consecutivas (el equivalente a una cuota completa) y, vencido el plazo de la prórroga, puedan pagar esa diferencia en al menos 12 cuotas.

Además, para aquellos que ya resultaron adjudicatarios del vehículo, no habrá punitorios si se retrasan en los pagos a contar desde este mes y hasta mediados de 2020.

Las medidas forman parte de una resolución que publicarán el martes la Inspección General de Justicia (IGJ) y la Secretaría de Comercio. La información fue publicada por el sitio web del diario La Nación y confirmada al diario Clarín por fuentes del Ministerio de Producción y de las empresas automotrices.

Si bien se trata de una medida para dar alivio a la clase media, en sintonía con los paliativos anunciados por el Gobierno esta semana después de la derrota electoral en las PASO, lo cierto es que esta decisión en particular se vino cocinando a fuego desde hace al menos tres meses, según aseguraron fuentes empresarias.

“Lo veníamos conversando con (Ignacio) Werner, el secretario de Comercio, así como con la gente de la IGJ”, dijo uno de los participantes de esa mesa. “La idea había comenzado a fines del año pasado, pero se activó con fuerza en los últimos tres meses, para parar la sangría de suscriptores de los planes de ahorro. Cada mes, el sistema venía perdiendo un 7% de suscriptores”.

Dentro de la industria automotriz, los planes de ahorro fueron el sector comercial más afectado tras la devaluación de abril del año pasado, que en pocos meses llevó el precio de los autos, y de las cuotas, al doble o más. Se trata, además, de un segmento comercial que es administrado directamente por las fábricas, a través de sus sistemas de planes de ahorro.

 

Muchos de esos planes son a su vez adquiridos por las propias concesionarias, para asegurarse un stock de unidades, pero a partir de la devaluación el sistema registró una creciente caída de ahorristas genuinos que no podían seguir pagando la cuota. Del más de un millón de ahorristas, un 70% está inscripto para comprar autos chicos.

“Desde la Cámara Argentina de Planes de Ahorro, que está dentro de Adefa, comenzamos a conversar. El paso crucial era hacerlo con la Inspección General de Justicia, que es el ente que nos regula a nosotros: para poder diferir el pago de las cuotas, necesitamos su autorización”, agregaron las fuentes empresarias.

Desde el ministerio Producción consignaron que la resolución será publicada el martes en el Boletín Oficial. Los ahorristas tendrán tiempo desde entonces, hasta el 31 de diciembre, para solicitar el diferimiento de los pagos, por hasta cinco meses y por un máximo de 20% por cuota. No se trata de un congelamiento, ya que la diferencia deberá ser pagada posteriormente: se les dará a los ahorristas un plazo de al menos 12 meses, siguientes al período de prórroga.

 

Como la cuota de los planes de ahorro se incrementa junto con el precio del vehículo, la diferencia a pagar será calculada en proporción al valor de la cuota en cada momento.
 

Lo que perderá YPF por el congelamiento
 

El Decreto de Necesidad y Urgencia que se publicó ayer con el congelamiento de los combustibles por 90 días después de que no se pudiera llegar a un acuerdo con las petroleras ya generó consecuencias en el sector.

Ejecutivo. Daniel González, CEO de la petrolera estatal. | Clarín

Por un lado, los gobiernos de Neuquén y Río Negro se preparan para ir a la Justicia en reclamo de regalías. Por otro, YPF le informó a los inversores, en un encuentro cerrado para informar el impacto de la medida, que reducirá inversiones.

El encargado de explicar el efecto del congelamiento fue Daniel González, CEO de la petrolera.

 

El ejecutivo dijo que la medida reducirá el Ebitda (ganancia bruta, es decir antes de impuestos, intereses y amortizaciones) entre 100 y 120 millones de dólares mensuales. Y que la compañía deberá recortar sus gastos de capital en una cifra similar.  El ejecutivo agregó que la decisión de reducir las inversiones podría disminuir el crecimiento de la producción, aunque todavía es muy pronto para saber cuánto. González sostuvo que las medidas tendrán un impacto negativo en las reservas, e insistió en que aún no está clara la magnitud.

Según el CEO de YPF, las petroleras le comunicaron al Gobierno las implicancias negativas de las medidas para las firmas.