Fincas Jueves, 12 de marzo de 2020

Expoagro: Historias de superación y éxito, en un desayuno muy especial

La Asociación Cristiana de Dirigentes de empresa organizó un espacio para alentar a los empresarios a vivir con "pasión y coherencia".

Por Clarín Rural especial para Los Andes

"Vivir con valores coherentes requiere esfuerzo, pero es lo que nos pemite mirarnos al espejo todos los días y sentirnos plenos y felices". La frase no la dijo una sola persona, es una síntesis de lo que compartieron Rosana Negrini, Gastón Bourdie y Néstor Cestari, tres empresarios ligados a la agroindustria que este miércoles dieron su testimomio en Expoagro, en el marco de un desayuno de oración, organizado por la Asociación Cristiana de Dirigentes de Empresa (ACDE). 

Negrini es la presidenta de Agrometal, Cestari es titular de la marca de tolvas que lleva su apellido y Bourdieu es directivo de Banco Galicia. Los tres tienen una extensa trayectoria, y se animaron a mostrar el alma, reflexionando sobre los valores que los guían y contando algunas anécdotas que los han marcado en los pasos de sus vidas.  

El impulsor de ese momento fue José Aranda, vicepresidente del Grupo Clarín, que se manifestó entusiasmado por esta experiencia inaugural en la feria agroindustrial. "Es la primera vez que se realiza en Expoagro y ojalá que se haga todos los años, por mucho tiempo", dijo Aranda. Destacó que los desayunos de oración tienen larga tradición en Estados Unidos, donde se realiza todos los años con la participación del presidente de la Nación, como en otros lugares del mundo.

 

Ante destacados ejecutivos de distintas ramas agroindustriales, Juan Vaquer, presidente de ACDE, presentó a los protagonistas de los testimonios; si bien son personas conocidas ante el auditorio que los escuchó, muchos de los presentes valoraron la apertura y generosidad para abrirse a contar detalles personales.

"El ejemplo es lo que sirve y lo queda, para nuestros hijos, para la gente con la que nos relacionamos y para nuestra tranquilidad existencial", dijo Bourdieu al abrir la serie de testimonios. "El respeto a los valores es lo que nos deja dormir", coincidió luego Cestari. Explicó Bourdieu, padre de 4 hijos -casual coincidencia con Negrini y Cestari- y con 40 años de trayectoria empresarial, que "hablar con todos de frente, con pares y con gente que tiene otros roles es lo que le da sentido a nuestras vidas, porque no debemos perder de vista que "el desarrollo humano es el gran desafío de los empresarios". Y concluyó que "la pasión, con lealtad y compromiso, es lo que en definitiva nos moviliza".

 

Cestari contó que se siente parte de un camino iniciado por su abuelo en 1927, quien había llegado de Italia a los 14. El representa unipersonalmente a la tercera generación, porque perdió a un hermano fallecido a los 9 años, cuando él tenía 4. "Eso marcó a mi familia, porque mis padres vivieron con su mirada a media asta", dijo con lágrimas en los ojos.

También se emocionó al recordar una enseñanza de su padre Fernando, el recordado Nino, cuyo nombre denomina una de las calles de la feria. "En esta actividad de resultados con altibajos a mi padre le costó mucho llegar a comprar un auto 0 km. y al año de lograron decidió venderlo para poder pagar sueldos. Me dijo 'La fábrica me lo dio se lo tengo que devolver´. No me olvido más", dijo el actual presidente de la Cámara Argentina Fabricantes de Maquinaria Agrícola (CAFMA), entidad donde dijo siente "el gusto de verme con gente que, a pesar de los problemas y discusiones que tenemos, me quiere bien". Sugirió que los argentinos "tenemos que ser generosos y solidarios, pese a todo". Y concluyó: "Lo que más me preocupa es que mis hijos sean felices, porque sé que son buenas personas".

 

Negrini también se calificó como parte de una generación que continuó el camino abierto por los pioneros, como su padre Juan Carlos, "quien trabajó hasta su útlimo día" y a quien sucedió en la conducción de la empresa de sembradoras fundada hace 70 años en Monte Maíz, Córdoba, una localidad de 7.000 habitantes donde el 24% de los trabajadores son del rubro metalúrgico. En ese sentido, Rosana dijo que en su familia, y en la empresa, siempre están en juego los valores del impulso comunitario. "Cuando a mi padre le quisieron comprar la empresa no quiso venderla, porque le preocupaba la continuidad de trabajo de la gente. Por eso me alegró que recientemente, en una encuesta local la gente nos eligió como empresa representativa, sobre otras con mayores niveles económicos, porque estimaron la trayectoria de valores", afirmó. En ese sentido, consideró que "muchas veces se requiere esfuerzo, con más desafíos que beneficios. No es el camino más fácil pero es lo que nos permite seguir adelante con los valores genuinos de siempre".

Sobre la idiosincracia del interior, contó que promueven "capacitaciones constantes de nuestra gente. Porque poca gente se quiere quedar en un pueblo chico. Por eso, hemos impulsado la formación en mecatrónica como en otras habilidades de gestión".  Y cerró con una anécdota de su maternidad: "Siempre me gustó hacer tortas los sábados. Muchas veces me criticaron. Pero hoy mis hijas tienen hoy un emprendimiento de ese rubro, y me enorgullece con la disciplina y responsabilidad con que lo hacen. Está claro que se educa con el ejemplo y la pasión".

Finalmente, Vaquer puso en consideración que en la Argentina ACDE cuenta con 700 socios y todos los años celebran un encuentro anual (el próximo será el 8 de julio), más allá de los desayunos de oración que se desarrollan en distintos eventos.

Por Mauricio Bártoli