Economía Miércoles, 8 de enero de 2020

El Ibovespa subió 30% en 2019 pero no convence a los extranjeros

Los inversores extranjeros se llevaron u$s 1200 millones de la Bolsa de Valores Brasileña el año pasado.

Por El Cronista especial para Los Andes

La recuperación del mercado de valores que convirtió a Brasil en uno de los países con mejor desempeño en el mundo el año pasado aún no convence a los inversores extranjeros, quienes se llevaron 4700 millones de reales (u$s 1200 millones) de las acciones brasileñas en 2019, según datos de la Bolsa de Valores.

El índice de referencia Ibovespa subió más de 30% en 2019 y empresas como Fidelity y BlackRock han sobreponderado las acciones de Brasil pero la mayoría de los inversores offshore siguen escépticos.

 

Un ritmo de crecimiento más lento al esperado en la economía más grande de América Latina desalentó a extranjeros, asustados luego de que mercados emergentes desde India hasta Argentina no cumplieran las promesas de reformas. Por el contrario, los inversores locales, hambrientos de rendimientos a medida que las tasas de interés caen a mínimos históricos, se han beneficiado de la holgura.

"El repunte de Brasil no entusiasmó tanto a extranjeros como a locales", dijo Pedro Sales, socio de Verde Asset Management, que administra inversiones de capital local, a la agencia Bloomberg.

 

Y agregó: "El mercado de valores brasileño se ha vuelto mucho más atractivo para los inversores nacionales". Las tasas bajas impulsaron una migración desde activos de renta fija hacia inversiones de mayor rendimiento.

Dado que el índice de referencia Selic de Brasil ahora está en 4,50%, desde 14% hace tan solo unos años, los inversores locales buscan cada vez más alternativas a sus inversiones tradicionales de bonos gubernamentales y cuentas bancarias de ahorro.

En consecuencia, los minoristas representaron más de 18% del comercio de acciones local el año pasado, la proporción más alta, al menos desde 2013, según datos de la bolsa.

Señales iniciales de crecimiento acelerado en Brasil emergieron en los últimos meses. Dado que el producto interno bruto sorprendió al alza en el tercer trimestre, las ventas minoristas, la producción industrial y los datos de creación de empleo también fueron mejores de lo previsto.

El principal fondo cotizado en bolsa del país acaba de tener la mayor entrada semanal en 7 años, mientras los extranjeros recortaron sus posiciones cortas en contratos de futuros en las primeras sesiones de 2020.

 

Estrategas se muestran optimistas de que Ibovespa extenderá su recuperación récord, que marcaría un quinto año consecutivo de ganancias. "Brasil está bien preparado para recibir mucho interés de inversores en el futuro", dijo a Bloomberg Ray Zucaro, director de inversiones de RVX Asset Management en Miami.

El especialista mencionó como los principales factores de explicación una moneda estable, tasas de interés bajas y valoraciones convincentes. En su visión, esos factores deberían ayudar a Brasil a destacarse en América Latina, que ha estado bajo una creciente turbulencia política.

En esa línea, sostuvo que los inversores extranjeros están "analizando de manera más profunda" cuando se trata de Brasil. El año comenzó con optimismo para las acciones brasileñas, dado que el Ibovespa subió aproximadamente 0,9% en las primeras ruedas de 2020. Durante esta semana, en cambio, la tendencia se revirtió. Este lunes el índice retrocedió 0,7%, mientras que en la jornada de ayer anotó una caída de 0,17%.