Policiales Martes, 9 de abril de 2019

Para la familia, a Nahuel lo mataron para robarle las zapatillas a la salida del boliche

Así se expresó David, hermano de Nahuel Vitali (18), quien fue ultimado de una puñalada en el corazón el fin de semana pasado en Godoy Cruz.

Por Redacción LA

El hermano de Nahuel Vitali, el joven que fue asesinado de una puñalada en la zona de boliches de Godoy Cruz, aseguró que al fallecido ya lo habían asaltados varias veces en ese lugar, además de indicar que lo mataron para robarle las zapatillas.

Lo único que sabemos es que hay una persona muerta y es mi hermano pero la policía no nos dice nada, no sé si por seguridad o no sé por qué pero no sabemos nada”, expresó esta mañana David Vitali, en diálogo con radio Nihuil.

 

Asimismo recordó que a su hermano lo habían asaltado otras veces en la zona: “Sí, a pocas cuadras en el Parque San Vicente, deben ser unas cuatro o cinco cuadras le robaron una moto, la cual estaba pagando porque la había sacado con un préstamo, se la robaron a dos meses de haberla comprado”.

Y destacó: “A mi hermano solo le robaron las zapatillas, eran unas zapatillas viejas, no tenían plantillas y estaban rotas en una parte. Yo no quiero que esto quede en la nada, no solo por mi hermano sino por toda la gente que arruinó como a mi vieja, incluso ayer encontré llorando a mi hermanito de 6 años diciendo que lo extrañaba”.

 

Sobre el último contacto con su hermano, recordó: “Como era un M17, que organizaban los amigos de él, fue a darles una mano porque él laburaba de eso, era de relaciones públicas, pero el sábado entraba a trabajar temprano, entonces mi mamá le dijo que solo iba un rato para darles una mano a los chicos y volvía. Le dio un beso a mi mamá y le dijo que volvía temprano porque tenía que trabajar, tal cual fue porque él salió a la 1.10 del boliche. Y la próxima comunicación fue el sábado al mediodía que pudimos dar con él porque mi hermano no llevaba nada en los bolsillos, ni siquiera billetera por  los robos, y era el tercer teléfono que compraba y que también estaba pagando porque hace poco en la plaza Independencia le robaron un teléfono”.

Por otra parte, contó: “Aún no he podido dar con uno de sus amigos que estuvo con él, incluso le sacó una foto, la última foto antes de salir del boliche”.

“Mi hermano no era un pibe con maldad, si ven su perfil se dan cuenta. La verdad queyo nunca le conocí un problema, nunca le trajo un problema a mi vieja. No tenía enemigos porque era de la onda de relacionistas públicos, muy amiguero, muy alegre, siempre con buena onda”, remarcó.

 

Ante la pregunta de si la familia pudo reunirse con el fiscal Cadile, respondió: “Todavía no hemos tenido la posibilidad de estar con él para que nos dé una esperanza de que la gente que lo hizo va a pagar.

“Sabemos y por lo que leemos en los diarios que hay dos personas sospechosas pero no tenemos nada seguro de que esas personas lo hicieron. Solo que se apartaron de un grupo y que iban detrás de él pero desde ahí en adelante no sabemos más nada, porque la cámara de la agencia supuestamente no funciona”, agregó.