Economía Martes, 23 de abril de 2019 | Edición impresa

El dólar saltó $0,70, se desplomó la Bolsa y el Riesgo País tocó su máximo

Los temores de los inversores toman fuerza al compás de la pelea electoral. Crece la incertidumbre ante las propuestas de la oposición.

Por Leandro Boyer - Corresponsalía Buenos Aires

Los activos locales afrontaron ayer otra jornada de sangrías generalizadas que, una vez más, demostraron que los temores de los inversores toman fuerza al compás de la pelea electoral. Con rezago por Semana Santa, el mercado local asimiló los desplomes (de hasta 8%) que el jueves pasado determinaron la performance de las acciones argentinas en Wall Street.

La creciente desconfianza provocó que el Riesgo País toque su máximo desde 2014, aunque el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, vinculó los actuales niveles de ese indicador con la “incertidumbre política”.

 

“Tiene que ver fundamentalmente con la incertidumbre política, con la incertidumbre que tienen los mercados acerca de cuáles son las propuestas de la oposición, las nuestras son muy claras”, remarcó el funcionario nacional. Incluso, Dujovne insistió: “Los mercados no nos están pidiendo cambios en la política económica, está claro que lo que pesa es la incertidumbre política”.

El índice que elabora el banco estadounidense JP Morgan comparando el rendimiento de los bonos soberanos de los emergentes con los del Tesoro de los Estados Unidos, avanzó ayer 8 unidades hasta tocar los 858 puntos básicos.

 

Aunque desde principios de mes se mantiene por encima de los 800 puntos, el martes pasado inició una clara carrera ascendente, con la que ganó más de 50 unidades, y que coincidió con el dato sobre el “pico” de la inflación de marzo (4,7%) y con la difusión de los resultados una encuesta de Isonomía, donde los números favorecen más a Cristina Fernández que a Mauricio Macri.

El dólar avanzó 70 centavos en el mercado minorista, nuevamente sobrepasó los $43 y recuperó el nivel previo a las subastas diarias de los dólares del Fondo Monetario Internacional que comenzó a realizar la semana pasada el Banco Central, por cuenta y orden del Ministerio de Hacienda.

 

La divisa norteamericana terminó a $41,71 para la compra y a $43,69 para la venta en casas de cambio y bancos, según el promedio de la autoridad monetaria.

En la plaza mayorista, donde se define la cotización de referencia oficial y donde actúa el Banco Central, el dólar subió 58 centavos respecto a la sesión del miércoles pasado y terminó a $42,48.

 

No alcanzó

Ayer no alcanzaron los u$s 60 millones oficiales que se inyectaron ni una nueva suba en la tasa de referencia de la política monetaria: la entidad que conduce Guido Sandleris habilitó un salto de 0,752 puntos porcentuales en el rendimiento anual promedio de las Letras de Liquidez (Leliq) en pesos, que terminó ubicándose en 67,872% (su máximo desde el 3 de abril).

Aunque el mercado cambiario graficó con total claridad los movimientos de la demanda por cobertura, el éxodo de los inversores hacia posiciones de refugio afectó a casi todos los activos argentinos y tiñó de rojo las pantallas que miden los movimientos de bonos y de acciones.

 

El índice Merval, que agrupa a las acciones líderes de la Bolsa de Comercio de Buenos Aires, se hundió 3,7% hasta posicionarse en los 30.848 puntos. Los papeles más afectados fueron los de los bancos: Supervielle perdió 6,8%; Francés, 6,4%; Galicia, 5,9%.