Sociedad Vendimia Sábado, 3 de marzo de 2018

El carro de Las Heras fue el ganador de la competencia vendimial

El departamento fue seleccionado con 334 puntos, entre los 18 participantes. El segundo lugar fue para Santa Rosa con 330 puntos.

Por Redacción LA

El carro vendimial del departamento de Las Heras resultó ganador en la tradicional competencia vendimial, donde un selecto jurado elige el mejor entre los 18  presentados por cada municipio de la provincia que transitan las calles del centro durante la Vía Blanca y el Carrusel.

El carro ganador recibió 334 puntos, según la decisión del jurado presidido por Néstor Sebastián Ladrón de Guevara, en nombre de la Secretaría de Cultura de Mendoza. El segundo lugar fue para el departamento de Santa Rosa, con 330 puntos.

La mesa de representantes que eligieron a los mejores carros de la competencia, se completó con la grata presencia de Víctor Hugo Ponce (por el Colegio de Arquitectos de Mendoza), Alejandra Marcela Alcaíno (Instituto Nacional de Vitivinicultura), Sandra Cecilia Martelossi (Corenave), Laura Yanzon (UNCuyo) y Mauricio Eduardo Echegaray (Ente Autárquico de Turismo). 

El carro

El carro vendimial de Las Heras apuntó a la historia que forjó su pueblo y la pureza que brindan sus paisajes naturales. Tradición, arte e identidad del ser lasherino transmitió su diseño escenográfico donde pasearon junto a la Julieta, su virreina: María del Rosario Guirado y su corte. 

Un cóndor andino simbolizó la unión latinoamericana, y el respeto y compromiso del hombre con la naturaleza en el cuidado de especies en extinción.

A espaldas del cóndor se formó un racimo de uvas de metal con núcleos que desprendían granos simbólicos y se transformaban en una gran constelación hasta finalizar su estructura, formando así lo que será “Constelación del vino”, nombre del espectáculo central de la Vendimia 2018 que se realizará esta noche en el Teatro Griego Frank Romero Day.

La reina, Julieta Cortez, ocupó un lugar central ya que los colores del vestuario de la soberana adquirieron una significación dentro del concepto estético y metafórico del carro vendimial.

Su vestido tornasolado en tonos naranjas simbolizó el sol que brilló durante el Carrusel; mientras que en Vía Blanca el color azul mantuvo el matiz de la noche. 

El blanco imperó en la estética del carro lasherino, en alusión a la pureza del agua en los paisajes naturales de su departamento que completan el ciclo de vida de sus racimos. 

Con 14 metros de largo, cuatro de alto y 3,5 de ancho, el carro fue diseñado por Alejandro Castilla y realizado por empleados de la Municipalidad de Las Heras y como todos los años su montaje tuvo lugar en uno de los hangares de la IV Brigada Aérea.

“Me basé en dos ejes: uno es el cóndor andino en su revalorización como símbolo de la relación del hombre con la naturaleza y en la historia de gesta sanmartiniana que nos representa; y el otro eje es la representación de la uva transformada en constelación”, explicó Castilla.

Este premio para Las Heras corona así un verano intenso como pocos, cargado de una agenda cultural y turística que reflejó la esencia del departamento, su historia y su gente con masiva convocatoria para cada propuesta.