Sociedad Lunes, 18 de noviembre de 2019

Diez osos pardos del ex zoológico de Mendoza partieron a un santuario estadounidense

Los animales viajarán por tierra hasta Buenos Aires donde permanecerán en un depósito climatizado hasta que aborden el avión.

Por Federico Fayad - ffayad@losandes.com.ar

Los diez osos pardos del ex zoológico de Mendoza iniciaron un viaje que terminará en un santuario especializado de Estados Unidos, más precisamente en Colorado, donde podrán disfrutar de un hábitat apto para esta especie.

 

Según explicó la directora del Ecoparque, Mariana Caram, los diez animales viajarán por tierra hasta Buenos Aires donde permanecerán en un depósito climatizado hasta que aborden el avión, junto a un veterinario acreditado en EEUU, que los llevará al país del norte. Así se espera que el jueves arriben al Wild Animals Sactuary, que tiene 40 años de antigüedad trabajando con grandes carnivoros.

Twitter
 

Para toda esta operación hizo falta una inversión importante, tanto de la provincia como del santuario que los recibirá. Mendoza tuvo que gastar unos $14 millones para todo el operativo de traslado mientras que el espacio en Estados Unidos desembolsó 9 millones de dólares. En este último caso incluyó la ampliación en 4 mil hectáreas más.

 

El gobernador Alfredo Cornejo, presente en la primera en el Ecoparque, dijo que este ha sido un proceso complejo, largo y costoso y que es un hecho inédito el traslado de tantos ejemplares juntos. "Esto es parte del proceso integral iniciado en 2015", remarcó.

Las historias 

Mabel

Es la osa más geronte, nacida en cautiverio en el ex-zoológico de Mendoza. Actualmente vive sola, confinada en un recinto de pobre enriquecimiento ambiental.

Sorpresa

Es rosarina de nacimiento, proviene del ex-zoológico de Rosario. Llegó a Mendoza, junto a su mamá Mirtha (fallecida recientemente), en el año 2001. Tiene 22 años.

Julieta

Nacida en el ex-zoológico de Mendoza, fruto de una relación entre Sorpresa y Fausto. Tiene 11 años aproximadamente. Hasta 2016 vivió sola, en la actualidad convive con sus dos hermanas.

Esperanza, Libertad y Rosa

Nacidas en el ex-zoológico de Mendoza, fruto de una relación entre Sorpresa y Fausto. Hermanas de Julieta, tienen 9 años aproximadamente. Vivieron juntas hasta 2013, luego por las limitaciones de la infraestructura debieron ser separadas. Fue recién en 2016, cuando Esperanza y Libertad pudieron reconstruir su relación con su otra hermana Julieta, gracias a las adecuaciones de los recintos. Lamentablemente, Rosa aún vive en soledad.

Athila

Es rosarino adulto, proviene del ex-zoológico de Rosario. Llegó a Mendoza aproximadamente entre 1998 y 1999. Vivió en el recinto 29 con otros de su especie hasta que luego de un intento de escape fue confinado al recinto actual en el año 2000. Athila es uno de los animales que más ha padecido el encierro; desde hace 19 años su recinto es análogo a una fosa, no tiene perspectiva de horizonte lo cual imposibilita percibir las estimulaciones del entorno. Los visitantes del ex-zoo, al recorrer el paseo, no podían percibir la presencia de Athila, es uno de los tantos individuos e historias invisibilizadas.

Fausto y Buko

Nacido en cautiverio en el ex-zoológico de Mendoza, convive con su hijo “Buko” en el mismo recinto, donde alternan salidas al área exterior día por medio, ya que también comparten recinto con Sorpresa. En la época de celo, ambos machos se tornan conflictivos, denotando una dominancia del más joven sobre el adulto.

Yogui

Nacido en cautiverio en el ex-zoológico de Mendoza, hijo de Fausto. Vive solo desde hace varios años. Las secuelas del encierro se hacen evidentes ante el comportamiento estereotipado que presenta.