Mundo Club House Martes, 6 de agosto de 2019

Ideas para decorar tu casa con amarillo

Este color transmite felicidad, alegría y optimismo. ¿Cómo no llenar tus espacios de este tono sin igual?

Por Redacción CH

El color amarillo significa diversión, inteligencia, juventud, belleza, sensualidad, creatividad…Definitivamente, es el tono ideal para colorear habitaciones completas o, simplemente marcar la diferencia con algún detalle que marque su presencia.

Es  claro y luminoso, razón por la cual se lo asocia con el sol; de ahí que al mismo tiempo, también se relacione con el conocimiento y la inteligencia; ya que tanto lo primero como lo segundo, a lo largo de la historia se ha representado simbólicamente mediante el astro rey.

Apostar por la decoración en amarillo es una buena opción para darle frescura a los ambientes. Y en cuanto a supersticiones hay dos creencias. Para unos es un color que trae mala suerte, mientras que para otros es un color que atrae el dinero… ¡Mejor nos quedamos con la segunda!

La elección de los colores es esencial para definir la personalidad de un espacio. Es recomendable siempre tener en cuenta el círculo cromático a la hora de decorar cualquier espacio para crear un ambiente armonioso y equilibrado.

Decoración en amarillo y sus posibles combinaciones

Es un color con mucha fuerza que hay que saber combinarlo adecuadamente. En ocasiones es necesario contrarrestar esa energía. A continuación te mostraremos cuáles son los colores que combinan mejor con el amarillo.

Si lo combinás con blanco, queda realmente bien. Llena el espacio de luminosidad y calidez. Mientras que con negro, se crean interesantes contrastes, aporta elegancia a cualquier ambiente.

El azul y amarillo conseguirá espacios muy interesantes a la vista. El azul aporta frescura y el amarillo calidez y luminosidad. Para conseguir un equilibrio visual es mejor dar preferencia a una tonalidad.

Con grises, creará ambientes elegantes y armoniosos. Es recomendable jugar con diferentes tonos.

Decoración equilibrada

Al tratarse de una tonalidad vibrante, el objetivo es conseguir una decoración en amarillo equilibrada y armoniosa. Es importante graduar bien la intensidad y el contraste para no crear un ambiente cargado y estridente.

Es una herramienta perfecta para resaltar determinadas piezas o elementos decorativos: sofás, sillones, pufs, armarios, etc…

Conocé más sobre Revista ClubHouse.