Mundo Club House Miércoles, 17 de octubre de 2018

Deco ideas para decorar un baño vintage

El aire nostálgico que se respira en estos baños hace que todos nos enamoremos de ellos. Te damos las claves para que tengas uno en tu casa.

Por Redacción CH

Todo aquello que categorizamos como “vintage” se trata de un elemento antiguo, del pasado. Por ejemplo, un mueble de principios de siglo, un jarrón heredado, un lavatorio restaurado…Contar con piezas vintage en alguno de los espacios de tu hogar le otorga personalidad y, sobre todo, ese aire nostálgico que nos recuerda tiempos pasados. Muchos, incluso, lo encuentran romántico.

Un baño con personalidad

El estilo vintage es una tendencias que huye del minimalismo. Es importante que encontrés elementos para darle personalidad. Pero, ¿qué significa exactamente eso de dar personalidad al ambiente? Es muy sencillo: son elementos que nos cuentan una historia, nos dicen algo: bien podría ser, por ejemplo, un mueble de baño restaurado o una bañadera con las patas metálicas. Son piezas que no pasan desapercibidas.

Baldosas hidráulicas en baños vintage

Con el estilo industrial, tan de moda y tan basado en detalles retro y vintage, han llegado las baldosas hidráulicas. Están muy de moda, y contar con ellas en baños vintage es todo un acierto. Si lo ves demasiado atrevido para vos, también conseguirás un aire retro si usás baldosas blancas pequeñas, o si pintás la mitad de la pared de algún color llamativo pero suave, como por ejemplo el azul celeste.

Uso de colores retro

El uso de los colores es muy importante para dar personalidad al ambiente. Porque el estilo retro hace un uso peculiar de los colores. Si querés conseguir un auténtico estilo retro en tu baño debés recurrir a colores como el rosa, el celeste, el ocre… Colores vivos pero no estridentes.

Mirando a los pequeños detalles

Como en todos los ambientes y en todos los espacios de tu hogar, lo que redondea un estilo son los detalles. En cuanto a baños vintage debés tener en cuenta aspectos como: 

Tiradores: un mueble de madera blanco, sencillo, puede tener un toque vintage con tan solo cambiar los tiradores por unos de cerámica, por ejemplo, con algún estampado floral antiguo.

Espejo: el espejo es una de las partes centrales del baño pero es importante que tenga esa personalidad vintage. Lo conseguirás, por ejemplo, con un marco dorado con relieves redondeados u ovalados.

Grifería antigua: otro clásico protagonista de los baños vintage. Intenta que sean cromados y optá por aquellos que mezclen el acero con la porcelana, para conseguir el aire retro ideal.