Turismo Sábado, 24 de diciembre de 2016 | Edición impresa

Costa Atlántica: sin reloj y sin zapatos

Mar de las Pampas, Mar Azul y Las Gaviotas, balnearios para andar descalzos y sin apuros.

Por Redacción LA

No es una lección de geografía ni de división política. Es sólo un repaso de algunas ciudades atlánticas, cada una con sus particularidades, para que los lectores que aun no han escogido su destino, tengan más datos.

Muchos conocen el perfil de Villa Gesell, por lo que cuentan los medios de comunicación o por haberlo visitado alguna vez. Ahora bien, no muchos saben que este partido, también está integrado por otras ciudadelas, encantadoras ellas, y con un estilo muy particular. 

Cultura slow

Mar de las Pampa, es un verdadero edén de los que buscan naturaleza y tranquilidad junto a los más altos niveles de calidad en los servicios. 

Este destino es famoso por ser un lugar donde se “vive sin prisa”. Los pobladores han adoptado esa tendencia en los últimos años y se la contagian a los visitantes. 

Las calles son de arena, los vehículos deben circular despacio, la gente está relajada. Los bosques y los médanos que circundan el centro le dan cabida a tiendas, bares y restaurantes.

La fisonomía urbana tiene un estilo singular. Dan ganas de caminarla y de descubrir en los locales, por ejemplo, esa artesanía original, distinta. En los cafés, las confituras y los alfajores de producción local tientan a los turistas, especialmente si el día está nublado y no da para la playa.

Cuando cae la noche, salir a cenar en alguno de los restaurantes, que disponen sus mesas en el bosque y que las iluminan con velas, uno de los placeres.

Las playas por allí son amplias, sin amontonamientos ni ruidos molestos, para asolearse sin preocupaciones. Los turistas suelen llegar caminando, muchos van descalzos.

Para acceder hay surcar algunos médanos y zonas agrestes. Tras la caminata, que a veces implica algún esfuerzo, el premio es el mar. 

Para complementar perfectamente el estilo de ciudad lenta hay una gran cantidad de establecimientos de categoría que ofrecen diferentes alternativas de tratamiento de relax, belleza y salud, ideales para encontrar el perfecto equilibrio entre el cuerpo y el alma.

Tres más

Mar Azul,  supo condensar la bohemia, arte y descanso en una propuesta de ocio y buena vida. Sentarse en la arena, ver el imponente mar azul, y sentir la brisa costera, parte de la propuesta simple, pero tentadora.

Colonia Marina, una localidad planificada que piensa en el futuro y vive el presente. Por allí se pueden encontrar algunas de las mejores propuestas de alojamiento del partido.

Finalmente, en Las Gaviotas, dicen los lugareños que los días van al compás del sol. Es un destino ideal para los que buscan disfrutar de la naturaleza, de sus aguas mansas y montes de acacias. 

Los precios

Alojamiento en Apart Hotel para 4 personas, la semana $ 21.000. Dúplex para 5 en Las Gaviotas $ 15.000 por semana.

Alquileres de Carpas por día de $ 600. Por semana $ 4.200. Por quincena de $ 7.200.

Sombrillas $ 300 por día.