Policiales Viernes, 14 de febrero de 2020

Para Burlando "sería un escándalo" si le otorgan prisión domiciliaria a los rugbiers

El abogado de la familia de Fernando Báez Sosa calificó como “una locura” que los acusados continúen el proceso judicial en sus casas.

Por Redacción LA

Las novedades de la causa por el crimen de Fernando Báez Sosa, el joven asesinado en Villa Gesell, indican que el pasado lunes Alejo Milanesi y Juan Pedro Guarino, dos de los diez rugbiers imputados, recuperaron su libertad. En tanto que el abogado del resto de los detenidos, Hugo Tomei, confirmó el pedido de prisión domiciliaria para los implicados en el proceso.

Sobre este último punto se refirió el defensor oficial de la familia Báez Sosa, Fernando Burlando, en diálogo con “Nosotros a la mañana”. Mientras aguarda la resolución del Juez de garantías sobre la decisión de que los rugbiers continúen en el penal de Dolores con prisión preventiva o sean trasladados a sus domicilios de Zárate, el letrado se mostró indignado con esa posibilidad, el accionar de su colega y la conducta de los acusados en la audiencia del día miércoles. 

 
El accionar de los rugbiers en la audiencia
 

"El abogado habló de la responsabilidad de la prensa, que por la prensa y por el equipo de Burlando, esta gente merecía estar en su casa. Piensa que el enojo que provocó este hecho dramático fue causado por la prensa", comenzó diciendo el mediático abogado.

Arremetiendo contra las maniobras de su colega, Burlando expresó: "Me pareció muy cobarde la postura, no solamente de estos energúmenos, sino que responsabilizar a la prensa de un hecho cuando los únicos responsables de la matanza de Fernando son las personas que él defiende. Muestra la gran crisis de valores que tenemos en la Argentina, cuando se le pretende imputar responsabilidad a las víctimas, a las personas que sufren”. 

 

Burlando consideró que si el Juez llega a otorgar el beneficio de prisión domiciliaria a los rugbiers "sería un fallo escandaloso porque en este caso hay una gran expectativa, que es la vida en la cárcel. Los elementos que hay en contra de esta gente son apabullantes. Si le dan la libertad a esta gente le van a tener que dar la libertad a todos los detenidos de las cárceles del mundo, porque la pena en expectativa es la peor que se le puede aplicar a una persona en la Argentina. Y dado los antecedentes de esta gente que siempre se emparentaban con hechos de vandalismo, vinculados con delitos contra la propiedad y agresión, me parecería una verdadera locura. Incluso nosotros estamos pidiendo la detención de los dos liberados”.