Guarda14 Miércoles, 5 de junio de 2019

Blanco de Hileras, el segundo vino propio de un reconocido restó de Buenos Aires

Entender a la uva como producto es lo que motiva a Alo´s a producir este sauvignon blanc, proveniente de viñedos de Tunuyán.

Por Redacción LA

Alo’s, el bistró de cocina de producto de Alejandro Féraud en La Horqueta (San Isidro), presenta su segundo vino de elaboración propia: Blanco de Hileras, un sauvignon blanc inspirado por y dedicado a Jenefer, madre de Féraud.

Blanco de Hileras 2018 es el segundo vino de Alo’s, pero el primero elaborado en viñedos propios del bistró dentro de la finca de Casa de Uco en Los Chacayes, Tunuyán.

 

Pensado bajo la mirada de la sommelier de Alo’s, Camila Lapido, se presenta cítrico, lineal y refrescante, con un bajo nivel de alcohol y notas a lima, limón, pera fresca y leves notas herbáceas. Ideal para consumir como aperitivo o para acompañar platos frescos, crudos, ensaladas o bien una pasta corta a la manteca con tomates y albahaca fresca. Se consigue en Alo’s para consumir en el bistró y para llevar.

"Decidimos elaborar nuestro propio vino por dos motivos: porque valoramos la industria argentina del vino, su respeto por el producto y su constante evolución, y porque nos gusta mucho comprar y consumir vinos de otras bodegas. Entonces, nos interesaba producir nuestro propio vino y así entender a la uva como producto y al gran progreso de la industria”, contaba Alejandro Féraud cuando presentaba su primer vino, Hormigón malbec.

 

Alo’s se caracteriza por proponer una cocina auténtica y creativa, en la que fusiona productos nobles y sabores conocidos para crear platos únicos y novedosos. Una propuesta que renueva y confirma en la iniciativa de crear vinos de elaboración propia, para darle su impronta personal a cada detalle de su carta.