Espectáculos Sábado, 30 de marzo de 2019 | Edición impresa

Batman: siempre regresa

Batman cumple ocho batidécadas y su universo no deja de expandirse. ¿Cuál fue la clave de su éxito? ¿Cómo sigue la historia de Bruno Díaz?

Por Daniel Arias Fuenzalida - darias@losandes.com.ar

Hay personajes que parecen estar fuera del tiempo. Que parecen no cumplir años. Simplemente parecen haber estado ahí desde siempre. Como los superhéroes: es Superman, es Spiderman, es la Mujer Maravilla. Y es también Batman.

El murciélago empezó a batir sus alas hace exactamente ocho décadas, cuando apareció en el número 27 de “Detective Comics”, que luego sería DC Comics. Desde 1939, los venerables años solo acrecentaron la fama de este superhéroe, quien compite al lado de Superman por ser el más popular de todos los tiempos.

 

De hecho, la kryptonítica gran S tuvo su parte en el relato de la génesis del batimillonario Bruce Wayne (o Bruno Díaz). Pues sí: Batman nació como una especie de antagonista, un contra-concepto para rivalizar con el aura sobrenatural, mesiánica y distante de Superman.

Batman, el caballero de la noche. Una de las mejores versiones del superhéroe, dirigida por Christopher Nolan y protagonizada por Christian Bale.

¿Cuál será la clave de la conquista? Batman es un noctámbulo demasiado humano, huidizo e inteligente, cuya psicología (e incluso su sexualidad, apuntan algunos) no terminamos nunca de descifrar. Y en esa humanidad está nuestra empatía, dicen. “Es el único superhéroe al que uno puede aspirar a parecerse”, sostuvo alguna vez Paul Levitz, actual presidente de DC Comics. Y quién podrá contradecirle.

 

Aunque hubo también algo de consonancia con los tiempos. Grant Morrison, uno de los guionistas de Batman, remarcó que Superman “fue una respuesta humana y audaz al miedo ante los avances tecnológicos desbocados y el industrialismo desalmado de la Gran Depresión”, mientras que Batman “es el perfecto héroe capitalista. En un mundo donde la riqueza y la fama son las medidas del éxito, no sorprende que los superhéroes más populares de esta época, Iron Man y Batman, sean ambos bellos magnates”.

El perfil del héroe

Batman, como veíamos, resultó de una conjunción de conceptos muy craneados por Bob Kane y llevados a la práctica por Bill Finger. En los primeros bosquejos, había ciertos elementos que nos remitían al espíritu de Leonardo da Vinci, un hombre de ciencia, pensamiento y tecnología (cuyos bocetos de aparatos voladores sirvieron como inspiración a las primeras imágenes de Batman).

Ciertamente el espíritu deductivo lo emparentaba también a grandes detectives como Sherlock Holmes, aunque sumado a las destrezas marciales de un Bruce Lee y las bondades del Estado de Bienestar. Hoy Bruno Díaz sería, por ese lujo desbordante y esa confianza en los desarrollos tecnológicos, un gurú “hightech”. Siempre fue el más cool de todos los superhéroes. 

Pero además de su personalidad, a lo largo de la historia su apariencia física se ha doblegado ante ciertas exigencias de la industria. Pues si bien Batman nació y se hizo popular en los comics, solo con los galanes que lo interpretaron en la tevé y el cine llegó a fanatizar a gran escala. 

 

Sus rostros, y los que no fueron

Aunque a Lewis Wilson le corresponde el honor de haber sido el primero en interpretarlo para el cine, sus serials quedaron eclipsados ante la irrupción de Adam West. Su memorable interpretación incluyó la serie y la película que en 1968 se basó en ella, “Batman”.

Hubo que esperar más de 20 años para que, en 1989, volviera a la pantalla grande, ya con DC Comics bajo la órbita del emporio AOL Time Warner. Un joven Tim Burton pudo probar su sensibilidad dark y ligeramente monstruosa con un inolvidable Michael Keaton, que actuó en dos de los filmes más célebres: “Batman” (1989) y “Batman Returns” (1992). Burton supo que centrar ese mundo en la figura del murciélago habría sido un despropósito, y por eso mismo creó un puñado de caracterizaciones antológicas: Jack Nicholson como el Guasón, Danny DeVito como el Pingüino y Michelle Pfeiffer como Gatúbela.

 

Esta serie continuaría con dos películas más, pero dirigidas por Joel Schumacher: “Batman Forever” (1995) con Val Kilmer y “Batman y Robin” (1997), con George Clooney. Luego continuaría una serie de proyectos fracasados, largos para relevar.

Christopher Nolan, hasta entonces conocido por sus complejas fábulas psicodramáticas, tomaría la marca para darle una vuelta de tuerca. Para él las películas anteriores habían sido meros ejercicios de efecto, cuando en realidad todavía había mucha dimensión humana por tocar. Sus tres películas tendrían como protagonista al multifacético Christian Bale: “Batman inicia” (2005), “Batman: el caballero de la noche” (2008) y “Batman: el caballero de la noche asciende” (2012).

 

Sin embargo, faltaba mucho. El Universo Extendido de DC inició hace una década una serie de películas donde los personajes se cruzan y se complejizan. En definitiva, la temática de los superhéroes se instala como una industria poderosa y con historias inagotables. “Batman vs Superman: El origen de la justicia” (2016) puso a la par a los eternos ¿alteregos?: Ben Affleck es Bruno Díaz y Henry Cavill es Clark Kent. Luego “La Liga de la Justicia” (2017), la quinta producción del Universo extendido de DC, trajo de regreso al héroe en la cara de Affleck, nuevamente.  

Pero la historia no terminará. La próxima versión de Batman llegará a los cines en junio del 2021, y en esta cinta Matt Reeves será el escritor y director, ya sin Ben Affleck en el protagónico (lo iba a interpretar pero renunció).

A lo largo de la historia, otros candidatos para conducir el batimóvil han sido Mel Gibson, Kevin Costner, Charlie Sheen, Pierce Brosnan, Harrison Ford, Bill Murray, Johnny Depp, Heath Ledger, Jake Gyllenhaal y el propio Clint Eastwood, entre otros. 

Todos quieren su serie

Con 80 años de vida, ya era hora de que el entorno de Batman empezara a independizarse. Hace poco se anunció que Bruno Heller, creador de “Gotham” (una especie de spinoff de la historia de Bruno Díaz), está preparando “Pennyworth”, una serie que cuenta la vida pasada de Alfred, el entrañable mayordomo de Batman, que sería interpretado por Jack Bannon.

Robin también cobró dimensión propia en “Titans”, donde Dick Grayson, el Robin original, forma su propio equipo de superhéroes. Y mientras, Joaquin Phoenix ya terminó de rodar su versión del Guasón, en una película homónima que (dirigida por Todd Phillips) que llegaría en noviembre de este año a las salas

En Warner Channel

Un día tan especial no iba a dejar de tener eco en los medios, especialmente en Warner, quien tomó el festejo para darle casi toda su programación de hoy. A las 16.30, transmitirán “Batman regresa” (1992), Luego, a las 19, se verá “Batman: El caballero de la noche” (2008) y a las 22 “Batman v Superman: El origen de la justicia” (2016).  
apariencia.