Economía Jueves, 28 de noviembre de 2019 | Edición impresa

Aysam quiere duplicar el precio del agua y Suárez deberá definirlo

Aguas Mendocinas asegura que la tarifa debería tener una corrección del 100%. El incremento se discutirá en una audiencia pública.

Por Bárbara Del Pópolo - bdelpopolo@losandes.com.ar

En 2019, tanto la inflación como la cotización del dólar, alcanzaron valores muy por encima de las proyecciones que se hicieron cuando se presupuestaron las tarifas de los servicios públicos. Agua y Saneamiento Mendoza (Aysam) no fue la excepción y desde la empresa aseguran que para el próximo año será necesaria una corrección del 100% para que el monto que pagan los mendocinos cubra los costos de operación y mantenimiento del sistema.

El próximo 20 de diciembre tendrá lugar la audiencia pública para analizar el incremento de la tarifa, en donde las autoridades del organismo solicitarán que se dupliquen los valores, pero el Ejecutivo provincial tendrá la última palabra sobre el porcentaje. 

 

“Lo que nosotros hemos planteado no es que va a haber un aumento del 100%, sino que los estudios presupuestarios económicos y financieros indican la necesidad, en perspectiva a 2020, de esa corrección. Luego, el poder Ejecutivo tendrá que validarlo”, explicó Richard Battagion, presidente de Aysam.

Actualmente, el valor estándar de la tarifa es de $ 600 por bimestre y con la corrección planteada por el organismo se duplicaría, aunque Battagion insistió en que resulta prematuro analizar el incremento, porque el Ejecutivo tendrá que definir primero una partida para Aysam en la que se incluirá un monto para operación y mantenimiento del sistema.

 

“La tarifa como la tenemos, sin subsidio, daría esa necesidad de incremento. El valor vigente no está alcanzando y Aysam tuvo durante el ejercicio 2019 una partida de 140 millones de pesos”, agregó el funcionario. 

Aumentos previos

La corrección que se planteó surge de un estudio del organismo, que tuvo en cuenta los incrementos que se dieron en un año en que la inflación acumulada ya alcanza el 41,7%, cuando el Presupuesto provincial consideraba en enero una estimación del 23%. Además, se consideraron las subas de los costos dolarizados (la divisa norteamericana tuvo un incremento del 62%, pasando de los $ 38,6 que cotizaba en enero a los $ 62,5 actuales).

 

Así, la tarifa muestra una actualización del año entero y más, ya que el último incremento se dio a principios de 2018 en forma escalonada (78%) y terminó de aplicarse en diciembre de ese año, dejando un remanente. De hecho este año la empresa solicitó una corrección por el desfasaje de la inflación 2018 del 17%, destacando que el retraso del presente año es todavía mayor.

De manera adicional, en febrero Aysam pidió un incremento del 50% pero el gobierno provincial no autorizó ninguna modificación. 

 

Igualmente, el porcentaje de incremento del 100% que están pidiendo en la audiencia que tendrá lugar el próximo mes podría ser menor al que finalmente autorice el Ejecutivo, teniendo en cuenta que podrían aprobarse subsidios dentro de la pauta de gastos 2020.

Abrieron la convocatoria para participar del debate

El Ente Provincial de Agua y Saneamiento (EPAS) publicó la convocatoria a “las personas físicas o jurídicas, públicas o privadas, estatales o no, organizaciones no gubernamentales y público en general” para participar de la audiencia pública a fin de “poner en consideración, dar tratamiento y evaluar la nota presentada por el Operador de Agua y Saneamiento Mendoza S.A.P.E.M (Aysam Sapem) de tal manera que el mismo pueda sostener su análisis y pretensión ante el ciudadano”.

 

La audiencia se realizará el  20 de diciembre desde las 9 en la biblioteca pública Manuel Belgrano (Antonio Tomba N°54 de Godoy Cruz). El resto de los operadores de los servicios de agua potable y saneamiento presentarán sus estructuras de costos y necesidades de corrección de las tarifas desde las 12, en el mismo lugar. 

Según la resolución N°100-2019 del EPAS, el informe económico muestra que hasta la fecha “no se ha logrado equilibrar el déficit operativo, y por lo tanto, no se ha logrado el equilibrio presupuestario de Aysam”.

 

En la misma resolución se aclara que se considerarán las variaciones de costos producidas con posterioridad al último incremento, así como las que incidieron en la economía provincial como “expectativas inflacionarias y paritarias salariales proyectadas para la sustanciación de la Tercera Etapa”.