Sociedad Viernes, 27 de marzo de 2020

Probarán en Argentina tratamientos que buscan vencer el COVID-19

Lo anunció el ministro de Salud de la Nación, Ginés González García. El estudio se llamará "Solidaridad" y comenzará a probarse en 10 países

Por Redacción LA

La Organización Mundial de la Salud seleccionó a la Argentina entre los diez países del mundo que harán ensayos clínicos para la posible cura del coronavirus, y Alberto Fernández destacó el camino elegido de "escuchar a los científicos y médicos" para establecer las medidas necesarias "desde el inicio".

Argentina es uno de los diez países elegidos por la OMS para probar terapias contra el coronavirus, el mismo se llamará “Solidaridad” y fue anunciado este jueves por el ministro de Salud, Ginés González García, quien además confirmó que en el hospital Posadas se encuentran tratando a tres pacientes con hidroxicloroquina, una de las drogas que propone Francia para frenar la enfermedad.

 

“Entran Noruega, Canadá, Francia, Tailandia, algunos países más y nosotros. Somos países que vamos a probar alternativas de terapia de tratamiento. El primer ensayo clínico mundial”, explicó González García en TN.

Y agregó: “Por ejemplo, hay un señor francés que habla de la hidroxicloroquina, otros dicen que hay un antiviral que se usaba para los portadores de VIH, otros que tal otra cosa podría funcionar, como un nuevo medicamento que Trump dice que lo tiene Estados Unidos. Entonces, hacer ensayo clínico significa probar alternativas terapéuticas con grupos de población y ver cuál es la que tiene mejor efecto".

Luego habló sobre la selección de Argentina para formar parte de este estudio y explicó: “La ventaja nuestra no es solo haber sido electos por razones previas que tienen que ver con la calidad del país, sino que vamos a estar en la primera línea cuando se tenga la conclusión de cuál es la mejor terapéutica. Eso es una ventaja. Pero va a demorar un poco”.

 

En tanto, explicó que como en Francia, en la Argentina se está probando la hidroxicloroquina como una de las drogas que podría curar la enfermedad por coronavirus. “Estamos tratando algunos enfermos graves con hidroxicloroquina en el hospital Posadas, pero todavía no podemos, con un denominador tan chiquito como son tres casos, sacar conclusiones”, detalló el ministro de Salud de la Nación.

“La hidroxicloroquina es un viejísimo antipalúdico que se usa contra la malaria, contra algunas patologías como el lupus, que tiene capacidad antiinflamatoria. Es una antigua droga que, se dice, tendría algún efecto positivo. Algunos lo dicen con más énfasis, otros no. No puedo hacer un juicio de valor. Pero no podemos dejar de probar nada”, continuó explicando Ginés.

Y a continuación añadió: “Nosotros nos reunimos con todos los expertos. He convocado a todos los científicos. Con los indicios que tenemos, ya hay una terapia puesta en la página para que la puedan usar todas las provincias, pero en la medida que tengamos más conocimiento, sobre todo después de este estudio, que es mundial, rabdomizado, una técnica de ensayo clínico pero que le da mucha veracidad a un medicamento, que es lo que se hace”.

 

Por otra parte, según informó Infobae, el director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Tedros Adhanom Ghebreyesus, anunció este gran ensayo clínico a nivel mundial contra una enfermedad que ya causó muertes y resaltó que “este gran estudio internacional está diseñado para generar los datos sólidos que necesitamos, para mostrar qué tratamientos son los más eficaces”.

La Organización Mundial de la Salud escogió para el importante trabajo, que se conocerá como ‘Solidarity’, a España, Argentina, Bahrein, Canadá, Francia, Irán, Noruega, Sudáfrica, Suiza y Tailandia. Estos países serán la avanzada en los experimentos, y el director general de la OMS confió que “muchos más países se unirán”.

El ensayo será lo suficientemente simple para que los hospitales que están al límite o desbordados con los enfermos que reciben lo puedan implementar.

“El primer ensayo de la vacuna ha comenzado solo 60 días después de que la secuencia genética del coronavirus fuera compartida. Este es un logro increíble. Elogiamos a los investigadores de todo el mundo que se han reunido para evaluar sistemáticamente las terapias experimentales. Pero múltiples ensayos pequeños con diferentes métodos pueden no darnos la clara y fuerte evidencia que necesitamos sobre qué tratamientos ayudan a salvar vidas”, explicó Tedros sobre dicho estudio.