Política Jueves, 6 de junio de 2019

“Argentina en Mendoza”, el festival con el que Moneta intentó conquistar a los mendocinos

Durante los veranos de los 90, antes de la Fiesta de la Vendimia, el estadio Malvinas se transformaba en una arena de destrezas criollas.

Por Redacción LA

El polémico empresario y ex banquero Raúl Moneta, falleció hoy en Buenos Aires luego de padecer una larga enfermedad, a la edad de 74 años, según confirmaron fuentes vinculadas a su entorno.

Moneta fue un activo protagonista de los negocios en el país, durante la década del '90, durante la gestión del ex-presidente Carlos Menem, donde participó de numerosos procesos de privatizaciones de empresas y entidades financieras.

 

El más destacado de estos negocios fue la privatización del Banco de Mendoza en la cual obtuvo junto con el Banco República su control, en sociedad con el holding Uno, propiedad de los empresarios Daniel Vila y José Luís Manzano.

"Argentina en Mendoza", un megafestival gauchesco-religioso 
 

En 1987, adquiere una estancia en Luján, perteneciente a la familia Guelar y la convierte en una cabaña dedicada a la cría de ganado vacuno, llamada "Estancia Villamaría" y un haras, llamado "Estancia La República" dedicado a la cría de caballos criollos, con los cuales era un activo participante anualmente en la Exposición Rural de Palermo, donde obtuvo numerosos premios.

Para muchos, Moneta era mendocino. Esta afirmación tiene fundamentos de sobra. El polémico empresario no solo protagonizó las privatizaciones más significativas de la provincia durante la década del 90, sino también fue un personaje emblemático en el ámbito cultural.

Muchos recuerdan el populoso y ostentoso festival gauchesco-religioso “Argentina en Mendoza”, que tuvo su primera edición en 1993. "Una especie de Jesús María cuyano”, simplifican quienes vivieron las jornadas de jineteadas y cuecas, done se lucía la Escuadra de Arte Ecuestre Argentino, auspiciada por el banquero.

 

Todos los veranos, antes de la Fiesta Nacional de la Vendimia, el estadio Malvinas Argentinas se transformaba en una despampanante arena que albergaba actos de destrezas criollas y grandes artistas del folclore argentino.

Durante esos días, Raúl Moneta, el organizador del evento y gran anfitrión, cambiaba su clásico traje de banquero por el poncho, la bombacha y la boina. Así, con un look acorde al festival acaparaba la atención en el palco del estadio provincial y recibía a obispos de todo el país y a las figuras más relevantes del convulsionado escenario político de los 90.

Las tribunas del malvinas lucían repletas. Alrededor de 50 mil personas llegaron a presenciar los actos criollos y los recitales. Se puede decir que todos los artistas folclóricos del momento se subieron al escenario de “Argentina en Mendoza”: desde Los Chalchaleros hasta una Soledad en pleno ascenso y furor.

Con estos festivales, que tambiién replicó en Luján de Cuyo, logró estrechar vínculos con las Iglesia y hasta con jueces que lo investigaban. Su amigo Horacio Guaraní, le dedicó una canción: “Pa’ Don Raúl”.

Pa Don Raúl