Escribe el Lector Domingo, 12 de enero de 2020 | Edición impresa

Algarrobos para la ciudad

Por Nahuel Esquenón

El vivero municipal de Capital recibió la donación de 700 algarrobos por parte de nuestra institución, Fundación Bosques Nativos Argentinos. Esta acción se da en el marco de la estrategia de adaptación al cambio climático y el uso de especies nativas en la ciudad.

La donación de estos algarrobos forma parte de una serie de acciones, dentro de una estrategia general, para mitigar los efectos del cambio climático. La Fundación lo que intenta es que se consoliden a los bosques como prestadores de servicios a las sociedades. En Mendoza buscamos que los árboles cumplan un papel fundamental en la calidad de vida de la gente, aportando no solo oxígeno, retención del suelo, cuidado del agua, sino también en términos del uso del arbolado urbano para generar energía sustentable para el desarrollo de la ciudad.

La especie cedida es Prosopis flexuosa, se trata de un árbol de tamaño mediano, de no más de 10 m en altura y 6 m en diámetro, con ramas arqueadas y subpéndulas. En primera instancia, el municipio realizará la cría en vivero de los forestales durante un tiempo y luego definirá el lugar más adecuado para plantarlos.

Ya llevamos más de 175.000 árboles plantados en todo el país y ha desarrollado proyectos de restauración en diversas provincias. La organización celebra el desarrollo de acciones orientadas a incrementar la resiliencia de las ciudades frente al cambio climático.

Nahuel Esquenón

Director Fundación Bosque Nativos Argentinos