Escribe el Lector Jueves, 14 de noviembre de 2019 | Edición impresa

La cuestión boliviana   

Por Carlos A. Canullo

En mi modesta opinión, el Sr. Evo Morales fue quien primero cometió un golpe de Estado, al violentar la Constitución boliviana, al reformarla, para poder tener un nuevo mandato presidencial.

Luego, llamó a un plebiscito para lograr que el pueblo decidiera si podía o no tener un nuevo mandato. El resultado del plebiscito le fue en contra y, sin embargo, no abandonó sus pretensiones y así fue que se presentó a las últimas elecciones, que según la OEA, adoleció de graves irregularidades.

Algo parecido ocurrió en nuestro país, en 2001. Fue un golpe de Estado el que derribó al Sr. Fernando de la Rúa. Golpe de Estado encabezado por el peronismo con el Sr. Duhalde a la cabeza, quien promovió que hordas vandálicas produjeran los daños en los bienes públicos, asaltaran supermercados, y provocaran los desórdenes que todos conocimos. Y lo peor de todo, con la colaboración del hoy llamado “adalid” de la democracia, el Sr. Raúl Alfonsín, adversario confeso de su correligionario Fernando de la Rúa. 
 
Carlos A. Canullo

Contador Público Nacional

DNI  8.144.469