domingo 20 de septiembre de 2020

Nueva causa narco contra los Aguilera: 8 millones de pesos incautados
Policiales

Nueva causa narco contra los Aguilera: 8 millones de pesos incautados

Operativos en el barrio La Gloria y otros puntos dejaron el secuestro de armas, drogas y dinero. Dos hermanos del "Rengo" Aguilera prófugos.

Nueva causa narco contra los Aguilera: 8 millones de pesos incautados

Con 16 detenidos tras cerca de 40 allanamientos en distintos puntos de la provincia y con secuestros de cocaína, marihuana, armas de fuego y más de $ 8 millones , la Policía y la Justicia creen haber desarmado a una megabanda narco con base en el barrio La Gloria de Godoy Cruz y con estrecha relación con el "Rengo" Aguilera, ex líder de la barra del Tomba. Además, todos los involucrados serán investigadores por lavado de dinero. La pesquisa ahora va por el líder de la gavilla-el hermano del "Rengo"- y cuatro prófugos más.

Las armas secuestradas. | Gentileza

Desde hace varios meses los investigadores venían siguiéndole los pasos a esta organización y marcando los domicilios para llevar adelante las medidas. El fiscal Fernando Alcaraz y el juez Marcelo Garnica reunieron las pruebas necesarias para concretar el golpe, que el viernes pasado involucró a unos 300 policías para realizar los operativos en La Gloria principalmente, y otros más aislados en La Favorita y en barrios de Maipú y Las Heras.

El apuntado como nuevo líder es Diego Aguilera (40), apodado el "Asesino", quien desde que su hermano está preso tomó el control de la hinchada de Godoy Cruz Antonio Tomba y todos sus negocios, como así también estaría a la cabeza de estos movimientos de droga en la provincia. Este sujeto era el gran objetivo de la pesquisa, aunque a la hora de los allanamientos no lo encontraron en los domicilios requisados. Si los efectivos lograron detener a uno de sus hijos.

Hay otro integrante del clan que tampoco fue capturado; se trata de un tercer hermano, de nombre Walter (32). La lista de prófugos se completa con Leandro Abuín (31), alias "Jata", Raúl Lucero (41) y Alejandro Henríquez (40), todos con pedido de captura y a la orden del día.

La ruta de la droga

La sospecha de los detectives es que los estupefacientes-sobre todo cocaína- eran enviados desde el Norte del país y se acopiaban en La Gloria. Allí se fraccionaban y se distribuían al estilo narcomenudeo en diferentes “quiosquitos” de Mendoza.

La incautación de droga en los allanamientos arrojó 15 kilos de cocaína, 5 kilogramos de marihuana y más de 50 frascos de cogollo de esta sustancia. La organización trabajaba a gran escala y esto le reportaba importantes dividendos.

Computadoras y teléfonos secuestrados en busca de pruebas. | Gentileza

Muestra de esto es que la Policía secuestró $ 2.100.000 y 53.000 dólares, dejando un total de $ 8.089.000 en manos de distintas personas. Además, doce vehículos de alta gama, entre ellos un Audi 3, un cuatriciclo y autopartes, quedaron en poder de la Justicia.

Los vehículos del presunto lavado de dinero. | Gentileza

Por toda esta ostentación es que se cree que hay lavado de dinero, es decir, los réditos que conseguían por la venta de drogas lo transformaban en bienes. Ante esto, AFIP (Administración Federal de Ingresos Públicos) ya trabaja en el caso.

Espera el juicio en el penal

Si bien hasta el momento en esta causa no hay pruebas que vinculen directamente al “Rengo” Aguilera, los investigadores creen que él hizo las bases de esta banda narco, seguida ahora por sus hermanos y otros barras del Tomba.

Aguilera actualmente está preso y espera ser juzgado también por narcotráfico. En setiembre  de 2017  estaba a punto de quedar libre luego de cumplir una pena de 6 meses de prisión por lesiones leves, tras agredir a su mujer, pero diez días antes y luego de dos meses de investigación la Justicia Federal ordenó a Gendarmería a realizar una batería de allanamientos en distintas viviendas del Gran Mendoza y en su celda.

En esos operativos fueron detenidos Cristian Oliva y Maximiliano Torres, dos hombres relacionados también con Aguilera. Los tres fueron imputados por el fiscal  Alcaraz por  tenencia de droga con fines de comercialización, agravada por ser dos o más personas. Este delito tiene penas que van de los 6 años a 20 años de prisión.  Pero el "Rengo" podría recibir una condena  de 8 a 20 años por ser líder de la organización.

La pesquisa salpicó a dos penitenciarios. Dentro del calabozo del sospechoso se encontraron libretas con direcciones y principalmente números telefónicos de contactos, varios celulares, pastillas, cargadores, chips, dinero en efectivo y tres facas escondidas debajo de una cama.

Como resultado de este procedimiento se vieron involucrados los agentes penitenciarios Rodrigo Martín Barrios (43), acusado de tenencia simple de sustancia estupefaciente (encontrada en su vivienda) e incumplimiento de sus deberes como funcionario público.

Lo misma imputación recayó sobre el guardiacárcel Rodrigo Fabián Lizardo (38).

Los cinco estaban a punto de ser juzgados, pero la pandemia por el coronavirus y la merma en la actividad de la Justicia Federal dejaron el proceso en stan by.