jueves 24 de septiembre de 2020

Minuto a minuto: revelan cómo fue el último día de vida de los dinosaurios
Por las redes

Minuto a minuto: revelan cómo fue el último día de vida de los dinosaurios

Hace 65 millones de años, un asteroide impactó contra la Tierra y acabó con los seres vivientes.

Minuto a minuto: revelan cómo fue el último día de vida de los dinosaurios

Hace 65 millones de años, un gigante asteroide impactó en la Tierra y terminó con el 75% de la vida tal como se la conocía hasta entonces. Pero poco se conocía acerca del último día de los habitantes de la época: los dinosaurios.

Científicos del Instituto de Geofísica de la Universidad de Texas (Estados Unidos) analizaron muestras de rocas extraídas de la "zona cero" del impacto, el cráter Chicxulub, de la península de Yucatán (México), para reconstruir los procesos geológicos, químicos y biológicos generados por el impacto de la roca que cayó sobre nuestro planeta con una potencia equivalente a diez mil millones de bombas atómicas como la de Hiroshima. 

El estudio de un cilindro de roca extraído del cráter que provocó el impacto permitió reconstruir minuto a minuto lo que pasó hace tanto tiempo. Y fue un verdadero infierno para los seres vivientes.

El asteroide volatilizó ingentes cantidades de material y estudios anteriores han estimado que liberó en la atmósfera 425 gigatoneladas de dióxido de carbono y otras 325 de sulfuros (una gigatonelada equivale a 1.000 millones de toneladas métricas). El subsiguiente tsunami llevó agua del Caribe hasta los grandes lagos del norte de Estados Unidos, a unos 2.500 kilómetros de la zona del impacto.

La ausencia de azufre de lo extraído en el cráter indica que el impacto liberó a la atmósfera una gran cantidad de aerosoles que bloquearon la radiación solar y causaron un enfriamiento global en los meses y años siguientes. Este enfriamiento fue el que perturbó los ecosistemas y acabó con los dinosaurios.

Fue un infierno local de corta duración, seguido de un largo periodo de enfriamiento global: los dinosaurios "se achicharraron y luego se congelaron", aunque "no todos murieron ese día".

"Primero se asaron y después se helaron", resumió Sean Gulick, geofísico de la Universidad de Texas en Austin (EE.UU.) y primer autor de la investigación.