Los artistas más ricos

Los artistas más ricos
Los artistas más ricos

A partir de un ranking sobre los músicos que más ganan en Estados Unidos, acercamos un análisis sobre los cambios de la industria musical.

Desde la masificación de internet a esta parte, muchas cosas han cambiado en el mundo. No hay ni que decirlo.

En el campo de la industria musical se perciben los cambios en el aire, aunque suele haber pocos datos duros que expliquen de qué forma ha cambiado realmente. Los estudios que existen, sin embargo, van orientados a corroborar el hecho. Se sabe que desde 1997 los ingresos de la industria musical cayeron casi un 50%. 

En resumidas cuentas: ha decaído la venta de discos (el repunte del vinilo no impactó lo suficiente), los músicos ganan básicamente con las giras y las plataformas de streaming no generan un nivel significativo de ganancias como antes con el disco físico. 

Si bien hay estadísticas del sector en Argentina (como los del Centro Universitario de las Industrias Culturales, CUICA, de la Universidad Nacional de Avellaneda, que ya hemos analizado en la sección de Cultura), son esclarecedoras las que relevan el estado a nivel mundial.

Y especialmente en el Olimpo de los grandes: ¿de dónde provienen las ganancias de los artistas más exitosos de Estados Unidos, que es donde reina el mainstream? La revista estadounidense Billboard ha querido responderlo.

A primera vista, el resultado es claro: la gran mayoría de los ingresos provienen de los shows. Si antes se hacían shows para promocionar discos, hoy se graban discos para promocionar shows. Las giras generan en promedio el 80% de sus ganancias en ese país.

Como puede verse con detalle en la infografía, a la cabeza está el grupo irlandés U2. Fueron alrededor de 54,4 los millones de dólares que recaudó en suelo estadounidense. El 95% de él gracias a la gira, en la que se conmemoró el trigésimo aniversario de "The Joshua Tree", álbum legendario.

Le sigue un fenómeno que para nosotros puede resultar extraño: Garth Brooks, una súper estrella del country que, con 56 años, factura unos 52,2 millones gracias a sus giras. Y, como es un artista de culto, se alcanza a ver cómo sus ventas discográficas son mayores.

Es igual el caso de Metallica, que está tercero en la lista con 43,2 millones. 

En relación a los dólares de publicidad, quien tiene evidentemente una ventaja es el fenómeno Ed Sheeran. Y no extraña: el año pasado, hemos visto la cara de este cantautor británico hasta en "Game of Thrones". 

Si pusiéramos una visión de género, la primera mujer en la lista es Lady Gaga. Y el rap (uno de los géneros más potentes en la industria) está representado por Kendrick Lamar, quien fue premiado este año también con el premio Pulitzer (ocupa el decimotercer puesto).

Además, son solo dos los músicos que no hicieron gira el año pasado y se ganaron un lugar en este ranking. Primero Drake (muy lejos, en el puesto 37, y cosechó "apenas" 8,6 millones provenientes de las plataformas de escucha online) y Taylor Swift (más lejos aún, en el puesto 48), que ganó también porque sus discos se ven y además es muy escuchada vía streaming.

¿Y en el mundo qué? 

Si ampliamos el panorama a nivel mundial, a primera vista podemos ver que -cotejando las cifras- la mayor parte de lo que se factura se hace en los Estados Unidos. Y el ranking cambia un poco de esta forma.

En el primer puesto nos encontramos con Diddy, un súper empresario del hip hop que ha sabido crear la fórmula perfecta para hacerse rico: usando su carisma y su gran habilidad para el espectáculo ha erigido un imperio que une no solo su música, sino también televisión y una marca de ropa.

Según una lista de la revista Forbes, él ganó el año pasado unos 130 millones de dólares. Inconmensurable.

Una parte importante de esta fortuna provino del impulso de Bad Boy Family Reunion Tour, su oferta de vodka Ciroc, y (más importante aún) la venta de un tercio de su línea de ropa Sean John: nada menos que 70 millones.

En el segundo puesto está Beyoncé, con 105 millones. Es la única mujer en lograr esta cifra de apabullantes nueve dígitos.

En el tercer puesto de esta lista nos encontramos recién con Drake, el artista con mayor streaming en el mundo en los últimos años.

El estudio de la revista corroboró que salir de gira es una parte crucial para llegar a estos niveles de ganancia.

Para hacer esta lista, Forbes recopiló datos de Nielsen SoundScan, de Pollstar, de la RIAA y entrevistas con expertos de la industria. Sin embargo, el corte de tiempo es un poco anterior:  desde el 1 de junio de 2016 hasta el 1 de junio de 2017. 

La lista completa: 

1. Diddy (130 m. USD)

2. Beyoncé (105 m. USD)

3. Drake (94 m. USD)

4. The Weekend (92 m. USD)

5. Coldplay (88 m. USD)

6. Guns N Roses (84 m. USD)

7. Justin Bieber (83.5 m. USD)

8. Bruce Springsteen (75 m. USD)

9. Adele (69 m. USD)

10. Metallica (66.5 m. USD)

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

Temas Relacionados

COMPARTIR NOTA