Leandro Aguilera: “Trato de seguir la actualidad de los equipos mendocinos”

Leandro Aguilera: “Trato de seguir la actualidad de los equipos mendocinos”
Leandro Aguilera: “Trato de seguir la actualidad de los equipos mendocinos”

Nacido en San Martín, el Tato realiza la campaña de Boca Juniors para TyC Sport y Radio Mitre. Ahora, se suma a Diario Los Andes .

Leandro Jerónimo Aguilera no es un nombre desconocido para la provincia de Mendoza. El Tato se destaca cada mañana en los móviles desde Casa Amarilla para el canal deportivo TyC Sport y en las transmisiones de Radio Mitre.

El periodista, oriundo de la ciudad de San Martín, cubre desde hace varios años la campaña de Boca Juniors y de la Selección Argentina. Ahora, a poco de estrenar sus columnas en Diario Los Andes, el periodista de 39 años hizo un balance de su carrera y los años en la "Ciudad de la Furia".

-¿Cómo va la vida en Buenos Aires?

-¡Muy bien! Vivimos con mi esposa en Barracas. Es un barrio donde se vive igual que en la Ciudad de Mendoza: Se duerme siesta, los negocios cierran en ese horario… Estamos cerca de La Boca y del centro por si tenemos que realizar algún trámite. Seguimos viviendo al ritmo de la sociedad mendocina. Cuando puedo duermo siesta y luego continúo con mis actividades.

-¡Cuánto pasó de aquellos años donde te escapabas de la escuela para ver partidos de fútbol!

-(Risas) En el año 1995 me escapaba para ver la selección Sub 20 de José Pekerman. A veces no iba a la escuela para ver los partidos que se jugaban temprano en la mañana, como el Vélez campeón de la Copa Intercontinental. Sucede que toda la familia de mi papá es fanática del fútbol; mi abuelo Pocho Aguilera era fanático de Independiente y nos metíamos en su auto a escuchar la radio, los partidos…  Ahí fui mamando todo eso y empecé a entrar en este mundo tan fantástico.

Ya en 1996 empecé a ir a la radio, donde me abrieron las puertas Ariel Ortiz y Oscar Campi. Para enero de 1997 ya estaba instalado en Buenos Aires, en la casa de unas tías. Me fui a estudiar y mis viejos me bancaron siempre, aunque ellos esperaban que fuera abogado (risas). Apenas llegué me puse a estudiar y a laburar. De a poco me fui adaptando a Buenos Aires y viajaba todos los días a Capital porque yo vivía en provincia. Ya estudiando empecé a hacer transmisiones de los partidos de San Martín y al poquito tiempo empecé a trabajar en las transmisiones de LV10. Eso me permitió estar siempre en contacto con los equipos mendocinos que iban a Buenos Aires.

-¿Quién era tu referente en el periodismo cuando agarraste los libros?

-Tenía dos: Gonzalo Bonadeo, con quien finalmente pude trabajar, y Juan Pablo Varsky. Esos dos fueron los referentes que tuve siempre y me marcaron. No me parezco en nada a ninguno pero bueno… (risas).

-En tus comienzos hiciste cosas muy locas para cubrir partidos…

- La verdad es que no todo fue color de rosa como imaginan muchos. Durante un tiempo estuve cubriendo junto a Gustavo Salinas la campaña de Luján en el Argentino A y hacíamos dedo para viajar a realizar los partidos afuera. Fueron tiempos duros. Incluso cuando me fui a vivir solo en Buenos Aires, vendíamos empanadas con amigos en calle Corrientes y Lavalle. Lo hacíamos para pagar el alquiler. Eran épocas del corralito, allá por 2001, y nosotros agarrábamos un corcho quemado, nos pintábamos la cara y salíamos a vender empanadas al grito de: “Empanadas calientes que queman los dientes”. También fui ayudante de cocina (risas). Con eso pagábamos el alquiler y los impuestos.

-¿Cómo fue alejarse de la familia? ¿Cómo lo manejás?

-Tengo contacto permanente con mi familia y la de mi esposa. Hoy la tecnología me permite estar ahí sin estarlo. Podemos hacer video llamadas o mensajes todo el tiempo. Este último año no pude viajar tanto por compromisos laborales como el Mundial, pero soy de hacer viajes relámpagos cada tanto.

-Justo este año tuviste tu primera experiencia en un Mundial…

-¡Fue inolvidable! Trabajé para Radio Mitre haciendo la cobertura y lo viví con la posibilidad de recorrer las ciudades, de conocer la cultura rusa. Fue maravilloso. Las entradas a los partidos las compré y tuve la posibilidad de verlos cerca de las familias de los jugadores. Fue un sueño; una experiencia muy divertida.

-¿Cómo es la competencia en esto de cubrir el día a día de Boca Juniors, uno de los equipos más grandes de Argentina?

-Siempre veo a quienes cubren al club para otro canal como compañeros, no como una competencia. Trato de que el trabajo se realice con la mayor responsabilidad posible y dentro de un buen clima. Por eso hay buena relación con periodistas de otros medios a quienes, insisto, veo como compañeros, no como competidores. No los tengo como un Boca- River. Igual tengo claro que no todos piensan así. Pero hay algo que tengo en claro: tarde o temprano, la información llega.

-¿Y ahora que sigue para tu carrera profesional?

-Me gustaría conducir algún programa. Llevo mucho tiempo cubriendo la campaña de Boca Juniors y la Selección Argentina para TyC Sports y Radio Mitre. Me gustaría hacer algo en TyC Sports. Es un canal al que quiero mucho, llevo más de once años ahí y me ha permitido crecer en esta profesión. Siempre soy un agradecido de todos los medios que me abrieron sus puertas.

-¿Sos de leer los diarios de Mendoza?

-Siempre estoy leyendo lo que pasa en Mendoza. Además, suelo estar en contacto con los colegas. Siempre intento no perder de vista lo que sucede con los equipos de mi provincia.

-Ahora te sumas a Diario Los Andes con columnas semanales…

-Diario Los Andes me da una posibilidad que me gusta mucho; la de estar en contacto con Mendoza. Las columnas no solo van a ser de opinión o análisis, sino que vamos a realizar entrevistas a personajes de elite, ya sean mendocinos o destacados de actualidad. Es un diario prestigioso y tenía ganas de comenzar con un proyecto así. Estoy muy contento.

-La semana pasada tu familia sufrió un hecho delictivo (NdR: su hermano y su papá sufrieron un violento asalto), ¿cómo lo viviste a la distancia?

-Es una ruleta esto; te puede tocar cualquier día. Es una situación tremenda y que forma parte de lo que estamos viviendo. Lo bueno de todo esto es que me viejo y mi hermano están bien, sanos y salvos. El resto va y viene. La familia está bien y eso es lo más importante.

La ficha

Edad: 39 años.

Profesión: Periodista (Además estudio Ciencias Políticas en la UBA).

Casado con: Gabriela León Talotti.

Trabaja: Tyc Sports y Radio Mitre.

¿Cómo se define?: "Como un remador, pero no en agua, ¡en dulce de leche!".

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

Temas Relacionados

COMPARTIR NOTA