jueves 13 de agosto de 2020

Hielo para fernet, veganos y un famoso aislado: las quejas de los repatriados en el hotel
Sociedad

Hielo para fernet, veganos y un famoso aislado: las quejas de los repatriados en el hotel

Algunos “rebeldes”, otros cholulos. Se trata de unos 2 mil pasajeros aislados en 19 edificios de la Ciudad de Buenos Aires.

Hielo para fernet, veganos y un famoso aislado: las quejas de los repatriados en el hotel

Tras el cierre de fronteras y la cancelación de vuelos, los repatriados se encuentran cumpliendo la cuarentena obligatoria en hoteles de distintos puntos del país. Si bien no se han registrado incidentes, sí pedidos y quejas que rozan lo insólito si se tiene en cuenta el complejo panorama.

Quienes asisten a los repatriados son voluntarios de Atención Ciudadana, Educación, Turismo, Desarrollo Económico, entre otras áreas del Gobierno porteño. Los operativos, que se realizan en conjunto con el Gobierno Nacional, están a cargo del Ministerio de Salud de la Ciudad, el SAME, la Secretaría de Transporte porteña y las policías de la Ciudad, Federal y de Seguridad Aeroportuaria (PSA).

A unos 2 mil porteños que llegaron a Argentina se les asigna una habitación en uno de los 19 hoteles privados registrados para el aislamiento y se les entrega una nota con las normas de convivencia y las recomendaciones de salud. Cada persona recibe también un kit de aseo y la ropa de cama necesaria. Las cuatro comidas están garantizadas: desayuno, merienda, almuerzo y cena, con opciones vegetariana, vegana, kosher o celíaca, si así alguien lo requiere.

Sin embargo, según lo publicado por Clarín, no todos se adaptan con facilidad a los drásticos cambios en el día a día. Hay una pasajera que pidió cambiar de habitación para recibir un poco de sol porque "quería sintetizar vitamina D y no comer calorías vacías". ¿A qué se debe esta solicitud? Es que científicos de la Universidad de Turín (Italia) recomiendan consumir vitamina D para reducir los factores de riesgo. Desde la recepción del lugar le dijeron que mejor se lave bien las manos.

Otra persona pidió comida por Rappi, servicio similar a Pedidos Ya o Uber Eats. Como sucede en Mendoza, el delivery está permitido. Un voluntario recibió un sándwich de jamón crudo y queso hizo la entrega en la puerta de la habitación, pero se indignó porque el cliente siempre exige el menú vegetariano.

"¿Te puedo pedir hielo para el fernet?", preguntó otro de los repatriados. "Para eso no estamos", aclararon las autoridades. Otros dos porteños que no querían quedarse en Ezeiza para que los trasladaran al hotel terminaron detenidos por la PSA porque patearon puertas a modo de "protesta".

Si bien se trata de mantener la privacidad de los alojados, algunos de los pasajeros descubrieron que comparten hotel con Sergio Romero, arquero del Manchester United. Los voluntarios ya les indicaron que no pueden salir para pedir autógrafos o camisetas firmadas por el arquero argentino.

En la vereda opuesta destaca el caso de la habitación 409 del Cyan América Tower. Clara Mastronardi no sólo entiende que el aislamiento es la medida más eficaz, sino que también agradece a quienes la "cuidan". "Gracias por estar acá, ayudándonos, brindándonos tu apoyo y cuidándonos, el tamaño de tu entrega no entra en este hotel", dice el cartel que pegó en la puerta de su cuarto, para los voluntarios.