miércoles 28 de octubre de 2020

El IPV planea hacer 1.000 casas por año con inversión privada
Política

El IPV planea hacer 1.000 casas por año con inversión privada

En el Gobierno dan los últimos retoques a un programa similar al que hizo Cornejo, aunque con mayores aportes de empresas y adjudicatarios.

El IPV planea hacer 1.000 casas por año con inversión privada

El Gobierno provincial lanzará en los próximos días su primer programa de viviendas, con el objetivo de construir entre 800 y 1.000 por año. La idea de la gestión de Rodolfo Suárez es comenzar a incentivar de a poco la obra pública y privada que actualmente está casi paralizada, para revertir la recesión producto de los problemas macroeconómicos, y profundizada por la pandemia del coronavirus.

Pero además, intentará disminuir el déficit habitacional que tiene Mendoza desde hace décadas. Según el Instituto Provincial de la Vivienda (IPV), ronda las 70.000 viviendas, aunque la Cámara de Corredores Inmobiliarios suma también la necesidad de por lo menos 60.000 soluciones habitacionales (ampliaciones).

Este nuevo plan que presentará el Gobierno, que abarcará las áreas urbanas de los 18 departamentos, plantea una estrategia en formato Público Privado, con una fuerte inversión de las empresas así como también un aporte inicial de los adjudicatarios y del Estado.

María Marta Ontanilla, titular del IPV, señaló a Los Andes que el esquema de inversión se repartirá en un 70% por parte de los desarrolladores, un 15% del IPV y el 15% restante del adjudicatario. 

De esta manera, se calcula que la inversión del Estado rondará los $ 900 millones, pero que recién se afectará en el Presupuesto del año 2021, ya que "el IPV podrá poner el dinero en medio de la ejecución de la obra o al final", comentó la funcionaria. Y agregó que la propuesta será plurianual, por lo que este programa continuará durante toda la gestión de Suárez.

Menos inversión estatal

Si bien este programa es similar al Mendoza Construye de la gestión de Alfredo Cornejo, la principal diferencia radica en la inversión inicial, ya que el anterior implicaba un 40% de fondos del IPV para la edificación y un 60% del desarrollador. 

Ahora, los recursos del Estado son escasos: el Gobierno está renegociando la deuda provincial con los acreedores y además, no consiguió la aprobación por parte de la oposición de créditos para obras públicas, con los que Suárez pensaba invertir unos U$S 115 millones en 8.000 viviendas.

Ante esto, el plan oficial pretende una inversión mayor de los desarrolladores privados y también de los adjudicatarios, que podrán inscribirse siempre y cuando garanticen por grupo familiar dos o más salarios mínimos ($ 33.750). "Las cuotas se definirán luego cuando sepamos las ofertas, pero no pueden afectar más del 20% del salario", detalló Ontanilla.

En el caso de las constructoras privadas, el porcentaje aportado se recuperará en las condiciones que determine el ente financiero al que recurrirá el beneficiario.

Ontanilla destacó que se están puliendo los últimos detalles para lanzar el programa, el cual se iniciará con un llamado a concurso público "en el que las empresas podrán presentarse en proyectos de distintos lugares con terrenos propios o posibilidad de compra, urbanizaciones o en áreas urbanas".

"Sabemos que la construcción de viviendas forma parte de la reactivación de la economía. Y en este contexto es necesario reinventarnos y abrirnos para que el privado entre en el ruedo y se pueda trabajar en conjunto", explicó.

Para abaratar costos, el IPV priorizará áreas urbanizadas y apunta al trabajo ya realizado por las comunas o los propios desarrolladores, en diferentes loteos o zonas urbanizadas de la provincia. "Lo bueno de trabajar con el IPV es que en el Instituto hay muchos clientes que pueden pagar una cuota. En el último llamado de Mendoza Construye se presentaron 22.000 familias, y esperamos que también haya un buen número de inscriptos para este nuevo programa", dijo su titular.

Por último, indicó que no hay un número delimitado de casas por departamento, sino que la distribución se regirá según las ofertas de los desarrolladores y también los terrenos disponibles.

Venderán 403 del Mendoza Construye

María Marta Ontanilla adelantó que en el transcurso de este mes comenzará el proceso de venta de 403 departamentos del programa Mendoza Construye.

Los desarrolladores fueron dos empresas, que construyeron departamentos y unidades unifamiliares en Las Heras, Capital, Maipú, Guaymallén y Godoy Cruz. "Ya están listas para venderse, esperamos concretar este proceso este mes", destacó.

Además, sostuvo que recibieron de la gestión de Cornejo 2.000 viviendas en construcción: "Hemos entregado algunos barrios en estas semanas y vamos a continuar, creemos, hasta principios del año que viene con estas entregas".