El chaleco le salvó la vida a un policía que fue apuñalado por un ladrón en Guaymallén

El chaleco le salvó la vida a un policía que fue apuñalado por un ladrón en Guaymallén
El chaleco le salvó la vida a un policía que fue apuñalado por un ladrón en Guaymallén

Un joven de 21 años robaba una camioneta junto a dos cómplices que lograron escapar. Al verse rodeado, atacó a un efectivo.

Un policía que intentaba reducir a un ladrón, que segundos antes había sido descubierto robando una camioneta en Guaymallén, salvó su vida de milagro pese a que el sospechoso le dio una puñalada en el pecho. El chaleco antibalas impidió que lograra herirlo.

El violento episodio ocurrió alrededor de las 9.30 de este viernes. Efectivos de la Unidad de Acción Preventiva (UAP) que patrullaban las inmediaciones de la Clínica Francesa, observaron en la esquina de Ejército de los Andes y Eusebio Blanco a tres sujetos en actitud sospechosa ubicados alrededor de una camioneta Toyota Hilux.

Al percatarse de la presencia policial, dos de los sospechosos comenzaron a escapar, mientras que un tercero intentó trepar una medianera y, al no lograrlo, comenzó a amenazar con un cuchillo de grandes dimensiones -tipo facón- a los uniformados. Así atacó a uno de los efectivos y le provocó daños en el chaleco antibalas.

Con el apoyo de otros móviles policiales lograron detener al revoltoso y secuestrar un cuchillo de 30 centímetros de hoja, según detallaron fuentes policiales.

Los cómplices del ladrón aprehendido, que fue identificado como Raúl Nicolás Romero (21), huyeron dejando abandonado el Fiat Palio de color azul en el que se movilizaban. Lo habían dejado con el motor en marcha detrás de la camioneta que pretendían robar. De hecho, ya habían roto uno de los cristales cuando fueron descubiertos por los policías.

Se constató también que la camioneta presentaba dañada la puerta trasera derecha, que aparentemente había sido forzada con un destornillador.

En el interior del Palio los investigadores hallaron un DNI que podría pertenecer a uno de los delincuentes que logró escapar. El vehículo estaba a nombre de otro sujeto y ahora se investiga si pertenece al tercer fugitivo ya que el rodado no presentaba medidas pendientes.

De acuerdo al relato de las fuentes, el dueño de la Hilux es un hombre de 64 años que la había estacionado allí mientras iba a visitar a un hermano que iba a ser operado en la Clínica Francesa.

Romero quedó alojado en la Oficina Fiscal 8 y se constató que el chaleco del policía atacado presenta una rotura en la parte frontal.

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

COMPARTIR NOTA