El 48% de los mendocinos tiene alguna deuda con bancos

El 48% de los mendocinos tiene alguna deuda con bancos
El 48% de los mendocinos tiene alguna deuda con bancos

En los últimos cuatro años creció el acceso a los préstamos, pero las tasas subieron y se está tomando deuda para comprar alimentos.

El 48% de la población adulta de Mendoza está endeudada, lo que a los ojos de los economistas demuestra un alto acceso al crédito, pero a su vez, amenaza la estabilidad económica de quienes tomaron préstamos con tasas de interés elevadas. Los datos se desprenden del informe de inclusión financiera del Banco Central, que indica que a nivel nacional la proporción de habitantes mayores con deuda asciende al 51%, cuatro puntos más que al inicio de la era Macri. 

En el mismo estudio se explica que las transacciones con tarjeta de crédito fueron el instrumento más utilizado entre la población adulta a marzo de 2019 (32%), mientras que los créditos hipotecarios, por el contrario, se encuentran en el otro extremo, como el instrumento menos utilizado (0,7% del total).

Por otro lado, se destaca que el 62% de las micro, pequeñas y medianas empresas de Mendoza recurrieron a algún tipo de financiamiento durante los últimos 12 meses, un valor que supera al promedio nacional (60%). La entidad aclara que "aunque los datos resultan elocuentes en cuanto a que una elevada proporción de empresas no utilizó financiamiento, esto no necesariamente refleja una falta de acceso o demanda de crédito no satisfecha, sino que puede deberse a una decisión de las propias empresas de no endeudarse".

Acceso y mora

De acuerdo al último "Informe de Bancos" publicado por el Central, a setiembre de 2019 el 4,8% de la cartera de préstamos otorgado al sector privado registraba irregularidades en los pagos, aumentando un punto porcentual con respecto a igual mes del año anterior.

No obstante, los préstamos tomados por familias conservaron bajos niveles de mora. Solo el 0,46% de los crédito en UVA y el 0,83% de los restantes registraron alguna irregularidad en ese mes. 

Lo negativo, es que en setiembre cayó 22% en términos reales el financiamiento total otorgado a las familias, tanto en moneda nacional como extranjera.

Lectura ambigüa

El economista Pablo Salvador explicó que el informe del Banco Central demuestra que una mayor proporción de la población puede acceder al crédito, pero indicó que "la otra cara de la moneda, es que hoy las tasas son muy elevadas (superaron el 60% en agosto y Argentina alcanzó la tasa más alta de la región) y resulta difícil hacer frente a los compromisos asumidos". 

Por otro lado, observó que "no hay perspectiva de que las tasas vayan a bajar significativamente, por lo que cada vez habrá que destinar más dinero a un financiamiento".

El economista a cargo de Evaluecon, José Vargas, coincidió en que la situación puede verse de dos maneras: "hay más acceso al financiamiento y más personas tienen el instrumento como herramienta financiera, pero está claro que en el último año la situación económica cambió y el endeudamiento se concentró más en alimentos y bebidas, en vez en bienes durables. Además, por el aumento de comisiones, la herramienta dejó de ser sana", comentó.

También dejó su opinión el economista Daniel Garro, director de Value International Group, quien consideró que "es complicado ver el crecimiento en la cantidad de préstamos tomados como un dato positivo, teniendo en cuenta que Argentina está metida en una estanflación hace ya un año y medio". Desde su punto de vista, en este escenario particular, el hecho de que la mitad de la población adulta esté endeudada "habla de necesidad de cubrir gastos".

Por su parte, Jorge Day, economista del Ieral (Fundación Mediterránea), se refirió a la baja calidad de los préstamos tomados por la población mendocina. "Por lo vivido en el último año y medio, es lógico pensar que las tasas no han sido bajas y que la escasez de créditos posiblemente haya reducido los plazos", advirtió el experto.

Conteo de los bancos y cajeros  

En el informe de inclusión financiera, el Banco Central mide la cantidad de "Puntos de Acceso" al sistema financiero (sucursales bancarias, cajeros automáticos, unidades de servicios). En Mendoza hay 7,8 "bocas" cada 10.000 adultos y en Argentina hay 8,6, un valor similar al del resto de los países de la región.

Sin embargo, nuestro país queda rezagado en el total de puntos de acceso, lo que se explica por la existencia de corresponsales bancarios en las jurisdicciones analizadas. Colombia, por ejemplo, registraba 105.104 corresponsales bancarios a fines de 2017, que representan un 81,7% de los puntos de acceso del país. El BCRA habilitó la instalación de agencias complementarias en noviembre de 2018, pero a marzo de 2019 no había nuevos puntos de acceso.

Plazos fijos 

Entre diciembre de 2015 y marzo de 2019, se registró un incremento del 39% en la cantidad de plazos fijos colocados, pasando de 738 a 1.025 operaciones por cada 10.000 adultos en el país, incluyendo pesos, UVA y moneda extranjera.

La cantidad de plazos fijos en moneda extranjera con respecto al total se mantuvo en torno al 8,5%, registrando muy pocas variaciones a lo largo del período analizado.

La diferencia existente entre la cantidad de cuentas de ahorro por adulto (16.417 cada 10.000 adultos) y la cantidad de plazos fijos realizados por adulto (1.025 cada 10.000 adultos) indica que solo una proporción reducida de los titulares de cuentas utilizaría este instrumento de ahorro. 

Tenemos algo para ofrecerte

Con tu suscripción navegás sin límites, accedés a contenidos exclusivos y mucho más. ¡También podés sumar Los Andes Pass para ahorrar en cientos de comercios!

VER PROMOS DE SUSCRIPCIÓN

Temas Relacionados

COMPARTIR NOTA