lunes 19 de abril de2021

Arquitectura

“Man cave”: un playroom para ellos

Se trata de un verdadero refugio que también puede hacer las veces de oficina, pero además ofrece un ámbito ideal para que ellos disfruten de sus actividades preferidas solos o en compañía de amigos.

  • Redacción LA
  • jueves, 11 de marzo de 2021

Según la personalidad, gustos o aficiones de cada uno, se le puede dar una impronta particular; desde temas deportivos, pasando por los autos o motos, la música, el cine, los videojuegos o bien todo un centro de entretenimiento o una sala de cine.

Joyelle West

Si bien este espacio no está vedado al resto de la familia, el verdadero guiño es para el hombre de la casa, que encontrará aquí “su lugar”. En cuanto a los espacios, puede armarse en un garaje desocupado, un entrepiso, un cuarto sobrante en la casa o cualquier lugar que tenga un espacio libre adecuado para moverse y que actualmente nadie use o que esté prácticamente abandonado.

Es fundamental conseguir los sofás, sillones, sillones reclinables o asientos más cómodos que puedas encontrar. Para la mayoría de las cuevas de hombres puede bastar con un par de mesas auxiliares para colocar bebidas y quizás un estante para trofeos, los libros y la decoración, o incluso, si el presupuesto lo admite, una barra de tragos o incluso una mini heladera para que no tenga que estar yendo a la cocina cuando reciba visitas. Los muebles de madera para exteriores son más rústicos y duraderos, y tienen el mismo estilo “rudo” de una cueva de hombre.

Es imprescindible agrega un televisor de pantalla plana lo más grande posible, un equipo de sonido, home theatre o lo que se pueda rescatar, incluso, del resto del equipamiento de tu casa. También se puede implementar un cine en casa para disfrutar en familia, con un proyector y una pantalla de lona que ocupan el mínimo espacio cuando no los usás.

Si el espacio también servirá como cuarto de trabajo, es posible instalar allí una PC o notebook con acceso a Internet.

Es espacio es apto especialmente para albergar desde juegos de mesa hasta juegos de cartas, una mesa de billar o ping pong, todo lo que quepa y sea divertido. La cueva de un hombre también es un lugar grandioso para jugar con consolas.

Si es fan de la vida sana, reservá algo de espacio para realizar la actividad física: considera colocar mancuernas, pesas en banco o lo que entre en tu espacio. Si le gustan los proyectos para mejoras del hogar, reservá una esquina para los trabajos de carpintería u otros proyectos. Se puede incluir un banco de trabajo para el mantenimiento y las mejoras del vehículo.

Es importante considerar también la iluminación: se pueden instalar luces empotradas o una luz con un regulador de intensidad para el caso en que desee ver películas. Si la “cueva” tiene ventanas, colocar cortinas que bloqueen el paso de la luz para cerrarlas y jugar a las tres de la tarde sin que nadie lo interrumpa.

El toque “deco”

En materia de decoración, un cartel con luces de neón es un adorno clásico, así como avisos publicitarios antiguos de bebidas o señales de tráfico con imágenes o mensajes divertidos. Se pueden comprar en tiendas especializadas o en Internet.

Otras opciones son afiches de sus películas o deportistas favoritos, tableros para jugar a los dardos o de cualquier cosa que le guste.

Un ítem a exhibir pueden ser trofeos, colecciones, cajas de cigarros y objetos memorables de caza, pesca o deportes. Y en las estanterías, revistas y libros, rompecabezas 3D, juegos portátiles y otros objetos que sirvan para pasar el tiempo o que impliquen un desafío