domingo 20 de junio de2021

Argentina se llena de optimismo
Argentina se llena de optimismo
+ Deportes

Argentina se llena de optimismo

El Seleccionado dirigido por Sabella venció 2-1 a Italia, en Roma. Higuaín y Banega convirtieron los goles albicelestes.

  • miércoles, 14 de agosto de 2013
Argentina se llena de optimismo
Argentina se llena de optimismo

El seleccionado argentino de fútbol, con mucha autoridad, buen juego y sin su astro Lionel Messi, venció al combinado de Italia por 2 a 1, en un apasionante amistoso internacional en homenaje al papa Francisco.

Gonzalo Higuaín, a los 20’ del primer tiempo, y Ever Banega, a los 3’ de la parte final, anotaron los tantos del conjunto que dirige Alejandro Sabella, que obtuvo el tercer triunfo en la historia frente a los italianos y el segundo consecutivo de visitante. Lorenzo Insigne, a los 30’ de la parte final, marcó el único tanto de los italianos, quienes pese a la derrota se fueron aplaudidos.

La ausencia de Lionel Messi, con todo lo que ello significa, no se notó en ningún momento, ya que los conducidos por Alejandro Sabella estuvieron a la altura de lo que el partido importaba y jugaron con soltura y mucha autoridad.

El tradicional orden táctico que el DT argentino supo sembrar en este equipo quedó plasmado en el rendimiento del conjunto albiceleste que jugó como lo que es, un grande, y complicó al poderoso y ofensivo equipo de Cesare Prandelli.

La apertura del marcador se produjo tras un error de De Rossi. El improvisado zaguero central (habitual volante), quiso salir jugando y perdió el balón con Lamela, quien habilitó a Higuaín para que definiera con un potente derechazo.

Argentina continuó con el control del juego, apoyado en la peligrosidad de Di María, el equilibrio de Mascherano, la cuota de fútbol de Lamela, la efectividad de Higuaín y la rapidez de Palacio.

Italia no tuvo la efectividad habitual de su goleador Osvaldo, quien se convirtió en el primer futbolista argentino en jugar para Italia contra el conjunto “albiceleste” y cumplió una floja labor.

La parte final comenzó con otra gran emoción, ya que Argentina anotó rápidamente el segundo, tras una efectiva réplica. Di María se escapó por derecha y cedió para Higuaín, quien tocó para el recién ingresado Banega, que clavó la pelota cerca del palo izquierdo.

Italia sintió el impacto, Prandelli realizó varios cambios, inclusive el del poco comprensible de Florenzi por Candreva, y dispuso de una clara ocasión a los 22’, cuando el ingresado Diamanti remató brillantemente un tiro libre desde la izquierda, remate que fue desviado por Andújar para luego pegar en el travesaño. El rebote quedó para Aquilani, quien convirtió, pero el tanto fue anulado por posición adelantada.

De todos modos, a los 30’ Italia acortó las distancia con otro golazo, obra del Insigne, quien tras un enganche por izquierda y una gambeta corta, disparó y clavó el balón en el ángulo.

El gol entusiasmó a los italianos, quienes se fueron al ataque y ofrecieron espacios para que Argentina lo pueda definir de contragolpe.

Llegó el final, con emociones de ambas partes y un impresionante triunfo argentino, que observa con optimismo el futuro y se siente candidato a ser campeón del mundo en Brasil 2014.