Las 3 cautivas de Cleveland agradecieron el apoyo en YouTube

La mujeres que estuvieron cautivas una década grabaron un video para manifestar su agradecimiento a la sociedad. Ariel Castro fue acusado secuestrar, violar y provocar abortos a las tres mujeres, pero se declaró “no culpable”.

martes, 09 de julio de 2013
zoom
Las 3 cautivas de Cleveland agradecieron el apoyo en YouTube

Amanda Berry, Michelle Knight y Gina de Jesus.

AFP

Las tres mujeres que fueron secuestradas y violadas durante una década por un hombre en Cleveland (Ohio, norte de Estados Unidos) difundieron hoy un video dando las gracias a todas las personas que las han ayudado y respetado su privacidad tras recuperar su libertad.

"Gracias a todos por vuestras oraciones. Espero ansiosa mi nueva vida", confesó Michelle Knight, que ahora tiene 32 años, en un video de tres minutos publicado en YouTube, en el que también agradecen a todos aquellos que han donado dinero para ayudarlas a reconstruir su vida.

"Tal vez he vivido un calvario, pero soy suficientemente fuerte como para caminar por el infierno con una sonrisa en la cara, con la cara bien alta y con los pies en la tierra", agregó, sin dejar de sonreír.

"Cada día me siento más fuerte y conservar mi privacidad me ha ayudado inmensamente. Pido a todo el mundo que siga respetando nuestra privacidad y nos dé tiempo para tener una vida normal", reconoció por su parte Amanda Berry, de 27 años.

Gina DeJesus, que ahora tiene 23 años, pareció la más tímida de las tres, ya que se limitó a dar las gracias por el apoyo recibido. Aparece acompañada por sus padres.



El caso salió a la luz a principios de mayo después de que Berry lograra escapar con su hija Jocelyn, de seis años y nacida en cautiverio, tras captar la atención de un vecino sacando su mano por una puerta cerrada.

La policía encontró luego cautivas en la casa a DeJesus y Knight. Las tres mujeres habían sido raptadas en incidentes separados en 2002, 2003 y 2004.

Ariel Castro, un conductor de autobús desempleado de 52 años, acusado por la justicia estadounidense de secuestrar, maltratar, violar y provocar abortos a las tres mujeres, se declaró el 12 de junio no culpable de todos los cargos imputados.

La semana pasada, un juez dictaminó que Castro no podrá ver a su hija Jocelyn.
Más notas de esta sección
Copyright 2010 Los Andes | Todos los derechos reservados